olite

Siempre nos quedará Olite

Un vista del castillo de Olite, en Navarra. ARCHIVO.

El espectáculo de lo bello, en cualquier forma en que se presente, levanta la mente a nobles aspiraciones. Gustavo Adolfo Becquer.