nieve

¡Es que la nieve me tiene manía!

¡Es que la nieve me tiene manía!

Del histórico colapso de Pamplona por la nevada del miércoles hemos aprendido que un gobierno puede reaccionar con discursos muy diferentes: decir que todo se ha hecho estupendamente, celebrarlo (sí, sí… ¡celebrarlo!), interpretar falsa sorpresa por lo sucedido, tomárselo a risa o aprovechar para sacudir a la oposición. Todo menos reconocer errores, obviamente.

La cara más amable de la nieve: las calles de Pamplona se convierten en improvisadas pistas de esquí

Varias de las calles del centro de la capital navarra se han transformado ante el gran espesor de nieve acumulado en ellas en improvisadas pistas de esquí, tal y como reflejan los diferentes vídeos colgados en las redes sociales.

Vecinos de Buztintxuri, Iturrama o el Ensanche de Pamplona no han dudado en salir a la calle para disfrutar de una ciudad teñida de blanco y practicar uno de los deportes más populares del invierno.

¿Quién dijo que solamente se puede esquiar en las pistas?