• domingo, 17 de octubre de 2021
  • Actualizado 06:04

 

 
 

SOCIEDAD

El equipo de Fernando Simón planteó confinar Pamplona y Tudela, que se 'salvaron' por la oposición de Madrid

Sanidad fijó unos criterios médicos para confinar ciudades que afectaban directamente a las dos ciudades de Navarra, pero Madrid modificó los ratios. 

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, comparece en rueda de prensa para dar cuenta de los últimos datos de la pandemia de coronavirus en España, este jueves. EFE/ Luca Piergiovanni
El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, comparece en rueda de prensa para dar cuenta de los últimos datos de la pandemia de coronavirus en España. EFE/ Luca Piergiovanni

El equipo médico que dirige Fernando Simón planteó una serie de criterios para confinar ciudades que afectaba directamente a Pamplona y a Tudela, que hubieran tenido que tomar medidas drásticas debido a los datos que presentan por su alta tasa de incidencia. 

Según ha desvelado este domingo el periódico El País, durante las negociaciones con la Comunidad de Madrid que desembocaron en los criterio generales aceptados por todas las comunidades, el Gobierno central planteó un criterio que consideraban sencillo para que cualquier ciudad tuviera que ser confinada y que basaban en datos científicos. 

La idea era cerrar todas las ciudades que tuvieran más de 20.000 habitantes con una tasa de más de 500 contagiados por cada 100.000 personas. Además, debía de existir una positividad por encima del 10% frente a los PCR efectuados y un 20% de UCI ocupadas por la enfermedad. 

Estos ratios no sólo afectaban a Madrid, el principal caballo de batalla del Ministerio, sino que también llevaba a la adopción de medidas en otras ciudades de España, incluidas Pamplona y Tudela, que superaban los indicadores marcados por Fernando Simón

De hecho, durante esta semana Pamplona ha tenido barrios por encima de los 1.200 casos por 100.000 habitantes, más del doble de los aceptado para confinar, pero tanto el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, como la presidenta de Navarra, María Chivite, se muestran impasibles con unas cifras disparadas y fuera de control. 

La tasa de positividad en PCR también se superó en esos momentos, ya que en Navarra osciló en el 11% durante bastantes días, aunque en las últimas jornadas se ha situado en el 8%, con más de 3.000 pruebas por jornada. Navarra es, de hecho, una de las comunidades que más test practica por número de habitantes. En cuanto a ocupación de camas UCI con pacientes con coronavirus, el ministerio de Sanidad también reflejaba que Pamplona y Tudela pasaban del 20% de ocupación. 

Sin embargo, el rechazo de Madrid para aceptar estos criterios 'salvó' a Navarra de tener sus dos principales núcleos de población confinados, algo que sí ha tenido que hacer con Peralta, Funes, Falces y San Adrián, donde Chivite ha tomado la decisión con cifras muy similares a las de Pamplona, sin atreverse a dar el paso en la capital navarra. 

Según los datos que manejaba el Gobierno de Pedro Sánchez, los criterios del equipo de Fernando Simón hubieran llevado también al confinamiento de Ciudad Real, Palencia o Talavera de la Reina. Madrid exigió que la medida sólo afectara a localidades con más de 100.000 habitantes (Tudela ya quedaba excluida) y, además, que el porcentaje de UCI ocupadas fuera del 35%, algo que Pamplona también cumple por el momento. 

Este periódico publicó hace unos días que Navarra debería confinar Pamplona y más de 100 localidades según los propios criterios que el ministro Salvador Illa había lanzado como amenaza para confinar Madrid. De hecho, el responsable de Sanidad del Gobierno central aseguro que la cifra de 500 contagios por 100.000 habitantes era una mala noticia y que exigía el cierre de ese núcleo de población. Navarra mantiene todavía a Pamplona, Tudela y decenas de localidades con cifras muy por encima, sin que se hayan tomado medidas más allá de en pequeñas localidades. 

Salvador Illa fue claro para explicar a quién debería afectar el confinamiento: A todas las ciudades que presenten incidencias acumuladas en los últimos 14 días de 500 casos por 100.000 habitantes, que es el doble de la media que tenemos en España", expuso el ministro. En Peralta, cuando se tomó la decisión, Chivite esperó a que la cifra estuviera en 2.572 casos por 100.000 habitantes. 

Lo cierto es que la introducción de distintas variables hace casi imposible confinar ciudades en Navarra, salvo que se produzca un descontrol absoluto de la situación. El porcentaje de positividad en las PCR se puede manejar con pruebas indiscriminadas, mientras que la ocupación de las camas UCI se puede controlar con la gestión del número de personas que acceden a este tipo de hospitalización. Hay que recordar que en Navarra durante los meses de marzo y abril ninguna persona con coronavirus mayor de 79 años accedió a una atención de cuidados intensivos para no colapsar las UCI. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El equipo de Fernando Simón planteó confinar Pamplona y Tudela, que se 'salvaron' por la oposición de Madrid