Opinión / Construcciones y derribos

Amiguetes

Por Fermín Alonso 15 Febrero, 2018 - 9:27

Todo mal gobernante trata de controlar a los medios de comunicación. Premiar a las cabeceras de los amiguetes y castigar a los críticos. Asirón no iba a ser menos.

Joseba Asirón (Bildu) charla en un pleno con Iñaki Cabasés (Geroa Bai) en presencia de Joxe Abaurrea (Bildu). IÑIGO ALZUGARAY
Joseba Asirón (Bildu) charla en un pleno con Iñaki Cabasés (Geroa Bai) en presencia de Joxe Abaurrea (Bildu). IÑIGO ALZUGARAY

Desde los primeros meses de Alcaldía, Bildu ha instaurado un reparto de los fondos que el Ayuntamiento destina a la publicidad municipal imposible de justificar. Lo lógico sería invertir, pagar anuncios, en los medios de comunicación editados en Navarra y hacerlo en función de la cantidad de gente que los lee, escucha o ve.

Sin embargo, Asirón ha decidido introducir también publicidad del Ayuntamiento de Pamplona en medios de comunicación editados fuera de nuestra comunidad. Si estás pensando en El Páis, El Mundo o ABC, olvídate: Gara, Berria, Radio Euskadi… con sedes en Guipuzcoa y Bilbao, claro. Que para eso somos una capital vasca.

Tampoco el reparto es exactamente por audiencia, por decirlo de una manera generosa.

Gara recibe del Ayuntamiento de Pamplona 55.000 euros cada año, además de pequeños pagos contra factura por anuncios especiales (al menos 6.700 euros el año pasado). Sin embargo, si se le aplicara el mismo ratio ‘audiencia/euros’ que se le aplica, por ejemplo, a la principal cabecera impresa de nuestra Comunidad, el Diario de Navarra, debería recibir sólo 28.900. Si en cambio, lo hiciéramos al revés y el Ayuntamiento pagara al Diario de Navarra en la misma medida que a Gara, recibiría nada menos que 252.600 euros más de lo que recibe actualmente. Casi nada.

En campañas concretas, el asunto es todavía más escandaloso. Por ejemplo, para promocionar el vaso reciclable el Gara recibió casi cinco veces más inversión por lector que Diario de Navarra.

En las radios ocurre algo similar. Euskalerria Irratia, una emisora que no presenta datos de audiencia en el Estudio General de Medios (EGM), se lleva más dinero de los impuestos de los pamploneses que cadenas consolidadas y punteras como Onda Cero y sólo 1.600 euros menos que COPE, por ejemplo. ¿Cómo calculan cuánto pagar a Euskal Irratia? Sólo Asirón y su cohorte lo saben.

Lo mejor (peor)  llega cuando analizamos la publicidad que se invierte en medios digitales. Para empezar, este medio que estás leyendo no recibe un duro, pese a unos buenos datos de audiencia, que no se inventa si no que están auditados por dos agencias independientes distintas.

¿Y quién se lleva la pasta? Entre otros, una página radical llamada Ahötsa que no está reconocida como medio de comunicación por el Gobierno de Navarra, que no está auditada, es decir no se puede saber cuántos lectores tiene, y que se dedica habitualmente a dar cobertura a campañas que fomentan el odio abertzale, como la burrada de quemar muñecos de guardias civiles, etc… Cuando uno intenta mirar quién está detrás de esta web y busca el aviso legal que por ley tiene que aparecer en la página… oh, sorpresa, nada de nada.

Sin embargo, sí podemos saber que el Ayuntamiento paga las facturas a una persona detenida en 2011 en una operación contra el aparato de propaganda de ETA, que según parece no recibió finalmente condena.

Entre sus noticias de la última semana, titulares tan objetivos e informativos como “EH-Bildu Eguna, aire fresco para el Cambio”. Dinero bien invertido, alcalde. Pullitzer a la vista.

El termómetro del cinismo se rebosa cuando se les pregunta por estas cuestiones y responden, ojo al dato, que han introducido un criterio de pluralidad política y lingüistica en el reparto.

Ellos, que nunca condenaron el asesinato de periodistas a manos de ETA precisamente porque ejercían demasiado eso del pluralismo  y que desde el sillón de las instituciones machacan a querellas y cortan el grifo del dinero público a quienes no titulan como ellos quieren.

Pluralismo. Alucino pepinillos, que diría Chicote.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Amiguetes