• domingo, 28 de noviembre de 2021
  • Actualizado 15:14

 

 
 

Opinión /

“El Último Duelo”, Riddley Scott firma un dilatado drama con un desenlace cardíaco

Por 01 noviembre, 2021 - 10:07

Protagonizada Matt Damon, Adam Driver y Jodie Comer, presenciamos un drama judicial en el siglo XIV

Ridley Scott es un realizador ante el que hay que quitarse el sombrero, con 83 años estrena en 2021 dos filmes de gran factura; “El último duelo” y “La Casa Gucci”, que se estrenará el 26 de noviembre. Y pronto rodará su versión de Napoleon junto a Joaquin Phoenix.

La tenéis disponible en cines La Morea, Yelmo Itaroa y Baiona.

Sinopsis: Francia del siglo XIV, cuenta la historia de Marguerite de Carrouges, que declara haber sido violada por el caballero Le Gris, el mejor amigo de su marido Jean. Al no creerle nadie y ante tal ofensa, su marido acusa a su mejor amigo ante el rey Carlos VI, quien decide autorizar un duelo a muerte entre ambos.

Además de Ridley, hay otro aspecto interesante del equipo de detrás de las cámaras. Matt Damon y Ben Affleck, además de actuar, han escrito el guion junto a Nicole Holofcener. Damon y Affleck ganaron un Oscar hace casi 25 años por escribir “El indomable Will Hunting”. Esa película les lanzó a la fama y llevan en nuestras pantallas desde entonces.

No hay ningún debate en que “El último duelo” es una de las mejores películas del año, un thriller mezclado con drama y acción. Decir que el desenlace es intenso es quedarse corto, la cinta deja tan claro lo que cada uno se juega en el duelo que resulta lo más tenso que he visto en el cine en hace mucho tiempo. A pesar de su duración (2h y 30 mins) el ritmo resulta bastante entretenido y es una fascinante adaptación de la Francia de finales del siglo XIV.

El guion cuenta con una estructura, que no revelaré (aunque es una inspiración de “Rashomon” de Kurosawa) que encaja muy bien. Consiste en contraponer verdades, el filme de Kurosawa hablaba de la imposibilidad de la verdad, en este caso hay menos debate pero sigue funcionando. Es estimulante este ejercicio de llevar dinámicas actuales a otra época.

Los cuatro protagonistas están soberbios, Jodie Comer como mujer prisionera en un laberinto de estamentos, Damon como perro de presa enamorado de sí mismo, Adam Driver con su luz y oscuridad y Affleck haciendo de árbitro parcial. Además hay un gran cartel de mujeres de reparto, su punto de vista sobre el conflicto resulta de lo más atractivo de la película.

Tengo que decir que a pesar de sus cualidades se une a la lista de películas que no necesitan durar más de dos horas (“Dune”,007”, “Escuadrón Suicida”). No sé si es el ego del director pero creo que no es un aspecto menor: es un factor de decisión para el público, si es más larga, más difícil mantenernos y el exhibidor puede proyectarla menos veces. Creo que a veces tienen que tener humildad para reconocer que no han hecho “El Padrino” o “Gladiator”.

La semana que viene se estrena la película de “Los Soprano”, el creador de la serie y guionista de la película, David Chase, decía esto sobre este tema: “Tenía claro que quería que durase menos de dos horas, quería mantenerla en movimiento, entretener. Hoy en día, la mayoría de películas me parecen muy largas. Incluso las que me gustan llega un momento en el que miro el reloj. Realmente creo en la expresión ‘menos es más’, en dejar al público queriendo más.”


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
“El Último Duelo”, Riddley Scott firma un dilatado drama con un desenlace cardíaco