SUCESOS

El piloto fallecido en Noáin avisó de que le fallaba un motor e intentó un aterrizaje de emergencia

Javier Miranda García era el único ocupante y efectuaba la ruta Sabadell-Pamplona, algo que acostumbraba con cierta frecuencia por motivos profesionales,

<p>Una&nbsp;aeronave&nbsp;se ha estrellado este jueves en el término de&nbsp;Noáin en el Polígono Mocholi&nbsp;de la localidad.&nbsp;</p> <p>Fuentes de seguridad no han podido confirmar por el momento si se trata de una&nbsp;avioneta o de un helicóptero, tampoco del número de pasajeros que podían viajar en su interior.&nbsp;</p> <p>En la zona donde ha ocurrido el accidente hay una&nbsp;gran humareda y los restos del aparato&nbsp;están ardiendo, tal y como han podido confirmar testigos presenciales, que han accedido hasta casi el mismo lugar del siniestro, que ha tenido lugar muy cerca del Parque de los Sentidos de la localidad.&nbsp;</p> <p>El accidente ha ocurrido a escasos metros del&nbsp;aeropuerto de Noáin-Pamplona,&nbsp;donde posiblemente la nave trataba de regresar en el caso de que hubiera sufrido algún percance durante el vuelo.&nbsp;</p>

El piloto que ha fallecido este jueves en Noáin había dado aviso de que tenía problemas con uno de sus motores y que iba a efectuar un aterrizaje de emergencia cuando se dirigía hacia el aeropuerto.

Sin embargo, por causas que todavía se desconocen, la avioneta no ha conseguido llegar hasta la pista y se ha estrellado junto a unas viviendas, junto a la antigua estación de Noáin y muy cerca del polígono de Mocholi. 

El piloto fallecido, Javier Miranda García, era el único ocupante de la aeronave y efectuaba la ruta Sabadell-Pamplona, algo que acostumbraba con cierta frecuencia por motivos profesionales y contaba con cientos de horas de vuelo de experiencia. Miranda pilotaba un avión bimotor y era socio del club de vuelo de Pamplona.

"Hemos escuchado que hacía mucho ruido y que otra avioneta volaba junto a la que se ha accidentado, además de un helicóptero", ha explicado un testigo en el mismo lugar del siniestro. 

Dos naves habían partido desde el aeropuerto con el objetivo de guiar hasta una zona segura al piloto y ayudarle ante la situación de emergencia, pero no ha sido posible. La avioneta poco a poco ha ido perdiendo altura y no ha podido superar el último repecho previo al acceso a las pistas, que quizá le hubiera permitido posar la nave con seguridad. 

La avioneta ha caído violentamente y ha estallado en una bola de fuego, llevándose por delante un vehículo que estaba estacionado en el paseo de la Estación, 4,, sin que ninguna otra persona haya resultado herida. 

La caída de un cable eléctrico ha obligado a intervenir a técnicos de Iberdrola para evitar problemas mayores, según han señalado.

La primera asistencia la han prestado los bomberos del aeropuerto, a los que se han sumado también efectivos del parque central en Cordovilla (Galar) y tres ambulancias, dos de ellas medicalizadas.

El Centro de Gestión de Emergencias del 112-SOS Navarra ha recibido el aviso del accidente a las 18.20 horas y hasta el lugar ha movilizado a los bomberos del aeropuerto, que han realizado la primer asistencia; a tres ambulancias, dos de ellas medicalizadas; a la Policía Foral, que ha regulado el tráfico; y a la Guardia Civil, que realiza el atestado.

El accidente no ha afectado al aeropuerto, que ha opera con normalidad y que se había preparado ante la llamada de emergencia del piloto fallecido. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El piloto fallecido en Noáin avisó de que le fallaba un motor e intentó un aterrizaje de emergencia