• viernes, 27 de mayo de 2022
  • Actualizado 02:09

 

 
 

SOCIEDAD

Pamplona espera empezar las obras del nuevo polideportivo de Buztintxuri a finales de año

El Ayuntamiento  ha aprobado la licitación de las obras del nuevo polideportivo municipal con un presupuesto de 8,2 millones de euros.

Proyección del interior del polideportivo de Buztintxuri. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA
Proyección del interior del polideportivo de Buztintxuri. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA

El Ayuntamiento de Pamplona ha aprobado la licitación de las obras del nuevo polideportivo municipal de Buztintxuri con un presupuesto de 8,2 millones de euros. La Junta de Gobierno Local ha aprobado este lunes el expediente de contratación de estos trabajos, que se prevé que puedan comenzar en el último trimestre de este año y se ejecuten durante 14 meses.

Así lo han anunciado este lunes en rueda de prensa el concejal delegado de Proyectos Estratégicos, Movilidad y Sostenibilidad, Fermín Alonso, y la concejala de Servicios Sociales, Acción Comunitaria y Deporte, María Caballero.

Según Caballero, "va a ser la mayor inversión que va a hacer el Ayuntamiento esta legislatura" y que el edificio "se construye después de tres décadas sin que hayamos podido tener un polideportivo propio, municipal". "Es una buenísima noticia que Pamplona, después de 3 décadas, pueda tener una dotación deportiva, sobre todo de las características las que va a tener este polideportivo", ha afirmado, tras remarcar que este proyecto es un tema "clave" para el barrio, "que no tiene ninguna dotación deportiva".

Además, ha apuntado que este proyecto "estratégico" ha sido planteado "siempre" desde el "acuerdo y el consenso" con el PSN, ya que este "gran pabellón" estaba incluido en el pacto presupuestario de 2021.

Por su parte, Alonso ha explicado que se trata de la "mayor obra licitada hasta el momento por parte del Ayuntamiento esta legislatura". El pabellón, de una superficie de 1.696 metros cuadrados, podrá acoger a unas 308 personas en sus gradas y, según Alonso, será de consumo energético positivo ya que "la energía que va a ser capaz de generar este edifico para alimentar otras dotaciones municipales en este entorno", como el colegio público o la escuela infantil, así como 4 plazas de carga de vehículo eléctrico, y podrá ser el "germen de una futura comunidad energética en el barrio".

"Estamos ante un edificio que prácticamente no va a producir emisiones, que no va a quemar ningún tipo de combustible fósil, pues no hay caldera", ha remarcado, tras asegurar que el edificio se concibe, además, con "afán didáctico" en el aspecto energético para dar a conocer esas soluciones adoptadas.

De esta forma, el polideportivo se equipará con paneles didácticos y pantallas táctiles para "concienciar a las personas usuarias en términos de sostenibilidad y eficiencia energética, mediante el conocimiento de datos de consumo del propio edificio".

Según ha informado el Consistorio pamplonés en nota de prensa, este será el noveno polideportivo municipal de la ciudad y el de mayores dimensiones, y se construirá en una parcela de 8.867 metros cuadrados situada junto al colegio publico y la escuela infantil, detrás del recinto de REFENA.

Se desarrollará en planta baja y primera, con acceso a través de un "gran porche" desde la calle Víctor Eusa, en la zona próxima a los centros educativos.

El proyecto ha sido redactado por el equipo formado por OM ARQ S.L.P., NAVEN Ingeniería de Instalaciones y la arquitecta técnica Magdalena Bengoechea Felipe, que lo han concebido como un "gran pabellón inteligente, sostenible y eficiente, con una imagen singular y atractiva integrada en el entorno, con tres grandes lucernarios" que darán paso a la luz natural.

Alonso también ha destacado el trabajo realizado por el personal técnico municipal a la hora de fijar el precio de licitación, debido a los "actuales condicionantes de los precios de la energía o del suministro de determinados materiales".

CONCEPTO DE 'GRAN PABELLÓN'

El nuevo polideportivo municipal contará con un espacio o pista principal "conforme a normas NIDE", de 1.696 m2 de superficie, que corresponde a las dimensiones de 'Gran Pabellón' en su "opción más básica".

El edificio dispondrá de vestíbulo y control de acceso, pista polideportiva, dos salas especializadas (una para actividades y otra para aparatos), vestuarios, gradas con una capacidad para 308 personas, circuito de paseo / carrera, almacenes de equipamiento deportivo y una zona para las instalaciones necesarias para el funcionamiento de esta infraestructura.

La imagen del edificio se caracteriza por la aparición de tres grandes lucernarios con orientación noroeste, que coinciden con las tres pistas transversales en las que se puede dividir la pista central. De esta forma, se consigue una "mayor iluminación natural" y evitar "sobrecalentamientos excesivos".

El sistema de fachada proyectado mediante paneles de chapa y aislamiento térmico prefabricados permite combinar un "óptimo comportamiento higrotérmico, alta resistencia a impactos y bajo mantenimiento".

En los ventanales de la fachada noreste, que da a la calle Víctor Eusa, se proyectan lamas verticales para control solar y privacidad en planta baja.

La primera planta del edificio acoge las gradas, el circuito de paseo / carrera y las salas de instalaciones, mientras el resto de servicios se desarrollan en la planta baja.

Se propone un paseo perimetral de borde que comunique la escuela infantil y los colegios de Educación Infantil y Primaria, acortando los recorridos de acceso. Desde la calle Martínez de Ubago se proyecta el acceso rodado de vehículos de carga y mantenimiento a pie de pista.

LA "MAYOR INSTALACIÓN FOTOVOLTAICA"

La planta solar fotovoltaica que se prevé ubicar en el edificio estará compuesta por 912 módulos fotovoltaicos de 455 Wp que forman un campo solar de una potencia pico de 414,96 kWp, con 4 inversores de 100kW cada uno. Será "la mayor instalación hasta el momento que se haya ubicado en un edificio de Pamplona".

La planta solar generará "más energía de la que necesita" el funcionamiento del polideportivo, por lo que el excedente se compartirá con la escuela infantil y los colegios cercanos.

En general, todo el conjunto de soluciones adoptadas tiene como objetivo el ahorro energético mediante la adopción de estrategias pasivas (alto aislamiento térmico y elementos de control solar, ventilación con recuperación de calor, alta hermeticidad) unidas a la utilización de energías renovables (aerotermia y fotovoltaica), además de una construcción "racional" con una "correcta" implantación y orientación.

Mediante la incorporación de sistemas solares pasivos y de fuentes de energía renovables, se ha pretendido una "reducción importante" del consumo energético y una minimización de las emisiones de CO2 durante la vida útil del edificio.

Finalmente, el edificio contará también por postes de recarga para vehículos eléctricos dentro de la red municipales puesta en marcha con puntos repartidos por toda la ciudad.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona espera empezar las obras del nuevo polideportivo de Buztintxuri a finales de año