• sábado, 16 de octubre de 2021
  • Actualizado 05:52

 

 
 

PAMPLONA

Y ya van ocho: los chóferes de las villavesas de Pamplona darán "nuevos pasos" contra las agresiones

"Si seguimos así vamos a llegar a doce agresiones en un año", han recalcado en una concentración en Pamplona. 

Los chóferes de las villavesas de Pamplona se concentran en la plaza de Baluarte, frente a la Mancomunidad, este miércoles EPRESS
Los chóferes de las villavesas de Pamplona se concentran en la plaza de Baluarte, frente a la Mancomunidad, este miércoles EPRESS

Conductores del transporte urbano comarcal se han concentrado este miércoles en Pamplona para exigir medidas contra las agresiones que vienen sufriendo, ocho en lo que va de año, la última hace dos semanas.

La protesta ha tenido lugar a las 10 horas frente la sede de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona. Los conductores portaban una pancarta que decía 'No más agresiones. Villavesas. Erasorik ez'.

El secretario del comité de empresa, Juan Antonio Aldudo, ha criticado, en declaraciones a los medios de comunicación, que se ha producido este mes de agosto la octava agresión en lo que va de año y "si seguimos así vamos a llegar a doce en un año". "Estamos muy cansados", ha dicho.

Según ha señalado, "ha llegado el momento en que habrá que cambiar la forma de proceder, las protestas no son suficientes". "Estamos cuatro en la concentración porque se ve que de este modo no se consigue nada", ha apuntado, para comentar que se van a reunir para analizar "nuevos pasos".

Aldudo ha valorado que se han instalado cámaras de seguridad en los autobuses, pero, a su juicio, "no es suficiente porque ante una agresión física el único modo de pararlo es con otra protección física". "Tal vez la colocación de la mampara, que es polémica porque nos separa bastante de la ciudadanía", ha señalado.

Ha explicado que se instalaron seis mamparas en los últimos vehículos nuevos a modo de prueba. "Parte de nosotros vemos que quizás hay que instalarlas porque las agresiones siguen, cada vez son más numerosas y no queda mucha alternativa", ha comentado.

El secretario del comité ha manifestado que "un día habrá un disgusto gordo porque al pegar a un conductor éste puede perder el control" y ha precisado que en la última agresión "el conductor perdió el control, no del todo, y pegó contra un contenedor". Se puede leer aquí todo el relato del conductor, última víctima de una agresión.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Y ya van ocho: los chóferes de las villavesas de Pamplona darán "nuevos pasos" contra las agresiones