PREMIUM  OSASUNA

Lillo reconoce la "decepción", pero no hay que "flagelarse y llorar" sino "levantar la cabeza"

El defensa alicantino reconoce que existe "ansiedad por querer ganar en casa" al llevar "tiempo sin dar buena imagen en El Sadar".

Lillo entrenando en Tajonar. IÑIGO ALZUGARAY
Lillo entrenando en Tajonar. IÑIGO ALZUGARAY  

El jugador de Osasuna Manuel Castellano 'Lillo' ha admitido este domingo que el empate de ayer contra el Reus en El Sadar fue una "decepción", pero ha dicho que el equipo navarro no puede "flagelarse y llorar", sino que debe "levantar la cabeza" en el intento de lograr el ascenso a LaLiga Santander.

"Siempre que no ganas en casa puedes decir que es una decepción, pero hay que olvidarse, el partido del viernes llega rápido y hay que intentar ganar en Gijón", ha declarado en rueda de prensa tras el entrenamiento en Tajonar.

"No hay que flagelarse y llorar. Hay que levantar la cabeza. El partido del viernes llega rápido y tenemos que cambiar esa dinámica", ha añadido.

Lillo ha reconocido que existe "ansiedad por querer ganar en casa" al llevar "tiempo sin dar buena imagen en El Sadar", pero ha subrayado que "siempre hay solución para todo" y la "mejor manera de cambiar esa situación es ganar de una manera más tranquila".

"El equipo está dando diferentes versiones en casa y fuera (Osasuna es el mejor visitante). Nos está costando en casa. Si no ganas en el Sadar, no es que no vayas a cumplir el objetivo, pero es un punto fuerte conseguir los puntos en nuestro estadio", ha explicado.

El defensa alicantino ha manifestado que un equipo "no puede cambiar tanto en siete días después de hacer un partido bueno en Almería", tras el pobre juego ofrecido por Osasuna ayer frente al Reus (0-0).

Ha dicho que están "jodidos" con el partido de ayer y ha indicado que es "normal" la desaprobación de la grada rojilla, con silbidos en momentos puntuales del encuentro.

Lillo, incorporado a Osasuna el verano pasado procedente del Sporting, se enfrentará el viernes a su exequipo en El Molinón, aunque ha asegurado que para él no es un partido especial.

"Para mí, es un partido más. Lo único que quiero es ganar, en Gijón o donde sea. Me da igual que sea el Sporting", ha manifestado el futbolista osasunista, que cuando fichó por el equipo navarro dijo que no se sentía a gusto en Gijón. "No voy a hablar sobre eso. Quiero ganar. Lo demás me es indiferente", ha zanjado.

Lillo ha comentado que al Sporting le pasa "lo mismo" que a Osasuna "pero al revés", ya que el conjunto asturiano se siente "fuerte en casa", mientras que el equipo pamplonés tendrá como "asignatura pendiente" la siguiente jornada ganar en casa al Cádiz, segundo clasificado de LaLiga 1/2/3.

La plantilla rojilla ha realizado esta mañana un entrenamiento de recuperación en Tajonar y, tras la jornada de descanso de mañana lunes, volverá al trabajo el martes para empezar a preparar el encuentro del viernes contra el Sporting


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Lillo reconoce la "decepción", pero no hay que "flagelarse y llorar" sino "levantar la cabeza"