• sábado, 27 de noviembre de 2021
  • Actualizado 01:32

 

 
 

Blog / La Claqueta

No te pierdas "El buen patrón", desternillante

Por Santi Irurtia 19 octubre, 2021 - 8:52

Es la película española preseleccionada para los Oscar

Javier Bardem en El buen patrón. CEDIDA
Javier Bardem en El buen patrón. CEDIDA

Tuve la suerte de ver "El buen patrón" en el festival de cine de San Sebastián. Era uno de los títulos más esperados del certamen, especialmente por su director (Fernando León de Aranoa) y actor protagonista (Javier Bardem). La anterior vez que los dos artistas colaboraron juntos también fueron a San Sebastián y ganaron la Concha de Oro con "Los lunes al sol".

León de Aranoa es un director con gran recorrido en cine social con varias facetas: podríamos encontrar el más demoledor con "Princesas", sobre la prostitución, y el más digerible con "Un día perfecto". En ésta última varios rostros internacionales y todo el humor posible (todo el que se puede hacer sobre un grupo de voluntarios en una zona en guerra) nos presentan un film increíblemente satisfactorio. En ella un grupo de cooperantes trata de sacar un cadáver de un pozo en una zona de conflicto. Alguien lo ha tirado dentro para corromper el agua y dejar sin abastecimiento a las poblaciones cercanas. Pero la tarea más simple se convierte aquí en una misión imposible, en la que el verdadero enemigo quizá sea la irracionalidad.

Este cine social con humor hilarante más berlanguiano es el que encontramos en "El buen patrón". Javier Bardem interpreta al dueño de una empresa de básculas con mucho carisma encantado de haberse conocido. La empresa se encuentra en un buen momento mientras espera la visita de una comisión que podría conceder una subvención. En cuestión de días veremos como surgen 3 problemas diferentes que amenazan la situación de la empresa.

Ver al personaje protagonista gestionar estos problemas con el carisma de su personaje es irresistible. Además, presenciar a Bardem interpretar al estereotipo opuesto al que le relacionamos es desternillante: "Es importante que consigamos el concurso porque con él llega una subvención ¡que si no se las llevan todas los del cine!" comenta su personaje, Julio Blanco, durante la película.

El humor esta presente en todo el metraje. Hay un punto ideológico pero que yo creo que está bastante controlado. "No quería hacer un panfleto" comenta el director y guionista. Por supuesto que hay ciertas reflexiones pero no hay la sensación de estar hablando de un lugar o momentos concretos. En términos dramáticos funciona como un reloj, todo culmina en un último plano brillante.

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
No te pierdas "El buen patrón", desternillante