PREMIUM  AGRESIÓN SEXUAL

El tatuaje de uno de los detenidos por la violación del 7 de julio los delató

El apellido de uno de los agresores tatuado en su tripa con letras gruesas hizo posible la rápida identificación de los detenidos.

El tatuaje con el apellido Prenda de uno de los detenidos. EL ESPAÑOL
El tatuaje con el apellido Prenda de uno de los detenidos. EL ESPAÑOL  

El tatuaje de uno de los agresores habría sido la clave para la identificación de los ahora detenidos por la violación de una joven madrileña en San Fermín. El detenido lleva un tatuaje en el vientre con su apellido en letras gruesas y en forma cóncava. Además, varios de los jóvenes ya eran conocidos en Sevilla por su pertenencia a un club ultra sevillista y tres de ellos contaban con antecedentes.

El medio elespañol.com ha publicado un reportaje sobre la violación de la joven madrileña de 19 años la madrugada del jueves 7 de julio en los sanfermines.

La chica, que había llegado el día anterior a Pamplona, al igual que los jóvenes, para disfrutar del chupinazo que da comienzo a las fiestas venía desde Madrid con un amigo.

La joven había salido con el amigo que la acompañaba por el centro hasta que el amigo se fue a dormir al coche que estaba aparcado en el Soto de Lezkairu.

La joven se quedó con unos amigos de la universidad y finalmente se quedó sola sentada en un banco de la Plaza del Castillo cuando los detenidos se acercaron a ella.

Los jóvenes, que estaban bebiendo, se quedaron de pie frente a ella y uno de ellos se sentó a su lado en el banco. Después de conversar un rato, aunque no les dijeron sus nombres sí le enseñaron algunos de los tatuajes que tenían, incluido el de la tripa de uno de los acusados.

La joven con la conversación que mantuvieron ya sabía que eran andaluces y que eran hinchas del Sevilla Fútbol Club, además había visto los tatuajes de varios lo cual hizo más sencillo su identificación.

El joven del tatuaje en la tripa además no era un desconocido para la policía de Sevilla ya que contaba con antecedentes relacionados con la pertenencia a la peña de extrema izquierda Biris Norte, la más radical de la afición sevillista.

Los jóvenes al parecer se ganaron la confianza de la joven, se ofrecieron para acompañarla al coche y fueron caminando hacia la zona donde estaba aparcado. De camino entraron varios a pedir una habitación en el hotel Leyre y tuvieron que abandonar el lugar porque no tenían ninguna reserva.

Al salir de la recepción los jóvenes comenzaron a ser más bruscos con la joven, la agarraban por los hombros y la abrazaban. La chica quiso marcharse por otra calle para dejarlos de lado pero la siguieron y consiguieron entrar en un portal donde habrían abusado de ella.

ESCALOFRIANTE RELATO DE LA VIOLACIÓN

La joven madrileña contó a la policía que los detenidos la sujetaron en el interior de un portal y abusaron de ella en grupo. Los detenidos también grabaron el abuso con un móvil y el juez indicó que el vídeo mostraba "la participación colectiva de todos ellos”.

El juez de guardia de Pamplona decretó el ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza de los cinco detenidos por haber violado a una joven de 18 años la madrugada del día 7 en la capital navarra.

El magistrado, titular del Juzgado de Instrucción número 4 de Pamplona, imputó a los investigados delitos de agresión sexual y un delito de robo con violencia o intimidación.

Según consta en el auto, que puede ser recurrido, resulta “indiciariamente acreditado” que sobre las 3.00 horas del 7 de julio los cinco investigados, naturales de Sevilla, J.A.P.M., J.E.D., A.J.C.E., A.M.G.E. y A.B.F., contactaron con la víctima, de 18 años, en la plaza del Castillo y la acompañaron hasta el coche en el que pernoctaba.

En el camino, aprovechando que estaba abierto el portal número 5 de la calle Paulino Caballero, sujetaron a la joven “por las muñecas” y la obligaron a entrar. La rodearon y, “valiéndose de su superioridad física y de la imposibilidad” de la víctima “para solicitar auxilio”, llevaron a cabo varias agresiones sexuales “mientras grababan los hechos”. Después, le quitaron el móvil de la riñonera y abandonaron el lugar. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El tatuaje de uno de los detenidos por la violación del 7 de julio los delató