PREMIUM  FIESTAS

Un joven de 16 años resulta gravemente corneado en la suelta de vacas de Villava

El mozo ha sufrido una cornada de aproximadamente 14 centímetros en la zona anterior de la tibia cuando iba subirse al vallado.

Un momento del encierro de Villava en el que ocurrió el percance. MIGUEL OSÉS
Un momento del encierro de Villava en el que ocurrió el percance. MIGUEL OSÉS  

Tarde de sustos la que se ha vivido en la suelta de vacas de este martes en Villava. El joven Gaizka Martínez, hijo del corredor Juanjo Martínez Gilabert, ha sufrido una cornada de aproximadamente 14 centímetros en la pierna cuando trataba de subirse al vallado.

La cogida ha tenido lugar pasadas las cinco de la tarde, mientras se celebraba la suelta de reses bravas con motivo de las fiestas patronales de la localidad navarra. Como ha relatado el padre del corredor, el joven corría delante de una de las vacas y ha sido al subirse al vallado, que estaba lleno en ese momento, cuando el astado le ha corneado.

"En un principio no ha notado más que el golpe, lo que suele pasar cuando hay pinchazo, pero después ha echado la vista a la pierna y se ha visto el boquete", explica Juanjo Martínez. 

PRUEBAS PARA PRECISAR EL ALCANCE DE LA CORNADA

Ha sido el propio corredor, de 16 años, el que ha acudido a la ambulancia del dispositivo médico al verse la pierna ensangrentada. La vaca le ha abierto una herida de entre 12 y 14 centímetros en la zona anterior a la tibia. El mozo ha sido trasladado de urgencia al Complejo Hospitalario de Navarra, donde le han sometido a varias pruebas para comprobar el alcance de la cornada.

"Le están haciendo pruebas para ver si se ha visto afectado algún tendón o el propio hueso", ha relatado su padre a la espera de que Gaizka saliese del quirófano y los médicos pudiesen precisar el daño de la herida. El personal que ha asistido al menor se ha puesto en contacto rápidamente con sus padres para que pudieran acompañarle en todo momento en Urgencias.

Juanjo Martínez, experimentado corredor del encierro de Sanfermines y promotor de recuperar el encierro txiki en Pamplona, ha reconocido que Gaizka ha heredado su pasión: "Lo de correr se lleva en la sangre o no se lleva; yo no se lo he inculcado, pero le ha acabado atrapando". Ahora espera que su hijo pueda recuperarse lo antes posible de esta aparatosa cornada.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un joven de 16 años resulta gravemente corneado en la suelta de vacas de Villava