PREMIUM  TERRORISMO

Colectivos afines a ETA se frotan las manos con Sánchez y esperan ya una "nueva fase" para excarcelar a presos

Sobre las víctimas de ETA, los denominados 'Artesanos de la Paz' han asegurado que "por el hecho de que sean víctimas no sean jueces".

Cadena humana celebrada en Pamplona a favor de los presos terroristas de ETA que cumplen condena en diferentes cárceles. EFE/Jesús Diges
Cadena humana celebrada en Pamplona a favor de los presos terroristas de ETA que cumplen condena en diferentes cárceles. EFE/Jesús Diges  

Los denominados 'Artesanos de la Paz', colectivo afín a los terroristas de ETA, esperan que este año se abra una "nueva fase" en el proceso de paz, pese a que el Gobierno francés piense que "está al final del camino y que ha cumplido sus deberes", porque hay que "buscar una nueva alternativa", ya que "no es posible cronificar y estar en un proceso de paz, hablar de convivencia, pensar que hemos salido de un conflicto político y seguir con los presos en la cárcel".

Los miembros de los llamados 'Artesanos de la Paz' Anaiz Funosas y Michel Berhokoirigoin han participado, este martes en San Sebastián, en la jornada 'Balance del espacio de diálogo entre la delegación vasca y el Ministerio de Justicia. Logros, impedimentos y retos' organizada por el Foro Social en San Sebastián para analizar el trabajo que han venido llevando desde 2017 con el fin de cambiar la política penitenciaria en el Estado francés y avanzar en el proceso de paz.

Berhokoirigoin ha explicado que han trabajado con una "metodología" basada en la "transversalidad y la diversidad" buscando "la implicación de la sociedad, que debe de ser el motor". En este sentido, ha asegurado que "no habría sido posible lo que se ha hecho sin contar con esa transversalidad y haciéndolo desde el convencimiento de que "no era necesario estar de acuerdo en todos los puntos para llegar a un punto en común".

"Hacer el camino juntos nos puede hacer construir una nueva dirección, que respete las diversidades, de manera conjunta", ha reflexionado. Además, ha apuntado que el sábado que viene en la manifestación a favor de los derechos de los presos de ETA convocada en la localidad francesa de Baiona "estará esa diversidad y esa complicidad para reivindicar cosas y defender los derechos de los presos".

En cuanto a la situación actual ha señalado que en estos momentos no hay negociación con el Gobierno francés y ha recordado que hace un año había "un bloqueo porque el contrato entre París y nosotros se había roto, teníamos una hoja de ruta que trataba sobre las medidas de excepción y había que desbloquearlo en un tiempo de un año y se hizo en dos, pero finalmente se hizo".

En este contexto, ha señalado que "ahora hemos llegado al final de una etapa, es algo positivo, pero estamos ante una situación de bloqueo", ha insistido, para añadir que "la implicación en este tema no se ciñe solo a las medidas de excepción" en materia penitenciaria, sino que "hay que llevar el camino más allá" pero para ello, en estos momentos, no hay "contrato con el Estado o con el interlocutor".

Según ha apuntado, "el interlocutor piensa que está al final del camino y que ha cumplido sus deberes", pero solo es "el final de una etapa" en el que hay que "buscar una nueva alternativa". "No es posible cronificar y estar en un proceso de paz, hablar de convivencia, pensar que hemos salido de un conflicto político y seguir con los presos en la cárcel, no podemos pasar a una nueva fase en la que hablemos de convivencia y tener presos políticos", ha señalado.

De este modo, ha indicado que "en todas las resoluciones de conflicto ha habido fórmulas para que los presos no estén en la cárcel durante un largo periodo de tiempo una vez resuelto el conflicto" y, por ello, ha insistido en apostar por "alternativas" y en poder poner sobre la mesa "cuestiones que no se habían podido plantear anteriormente" en ese sentido y ha citado las "claves" que puede dar para ello la justicia transicional y la posibilidad de acordar "diferentes rutas" para la excarcelación de los presos de ETA.

"La justicia transicional tiene dos cuestiones, por un lado habla del reconocimiento de las víctimas, no plantea borrar el pasado, lo que ha sucedido ha sido así y no se puede reparar en su base, pero se puede hacer un reconocimiento colectivo de todas y cada una de las víctimas y poner en el centro también el tema de los presos", ha afirmado.

"PASADO ENQUISTADO"

En este contexto, ha advertido de que si no se hace "el pasado se quedará enquistado, como una tremenda herida que se puede engangrenar y traer consecuencias" y, por ello, ha emplazado al Gobierno francés a "ayudar", porque se trata de un trabajo que hay que hacer "de manera conjunta". "No vamos a cesar hasta que se trabaje en estos parámetros", ha aseverado, para, a continuación, confiar en que este año "nos dará las primeras respuestas y cambiará el comportamento del procurador de la Fiscalía", para que no cambie "decisiones favorables" a los presos adoptadas en los juzgados, y sí lo haga "la suerte de las personas presas durante más de 30 años".

Por su parte Funosas ha señalado que "no se puede poner la convivencia como objetivo si los políticos, instituciones y sociedad no están dispuestos a recorrer ese camino que también pasa por la libertad de los presos". Por ello ha incidido en que se requiere "plantear acuerdos de cara a esta nueva etapa". "El camino a recorrer habrá que hacerlo en un marco con el Estado y crear nuevas alianzas", ha opinado, al tiempo que ha señalado que "esta nueva fase necesitará arriesgarnos políticamente y poner a la sociedad civil en el centro para que sea el motor".

"2020 tiene que ser el año que abra esta nueva fase y tiene que pasar por la libertad de los presos con condenas perpetuas", ha reiterado, mientras ha subrayado que "el bloqueo solo se puede gestionar de manera política".

NUEVO GOBIERNO EN ESPAÑA

Preguntados por la situación que se abre con el nuevo Gobierno de PSOE y Unidas Podemos en España, los 'Artesanos de la paz' han señalado que "es evidente que tenemos un nuevo panorama que no hemos visto desde hace muchísimos años", pero han opinado que "lo que mayor impacto puede tener en París es que en Hego Euskal Herria se active un consenso que más allá de esa política de goteo lleve a un escenario resolutivo". A su juicio, "eso tiene que pasar por un consenso social construido aquí".

Además, han apostado por "unir fuerzas y equilibrar las balanzas debemos aprovechar ese espacio-tiempo" de dos años hasta la finalización de la legislatura del presidente francés, Emmanuel Macron. Respecto al trabajo llevado a cabo en estos dos últimos años, Funosas ha dado "por terminado" el camino para el acercamiento de los presos de ETA en el Estado francés "de manera correcta, aunque quedan algunos flecos" y, en este sentido, ha citado que no hay "solución fácil para las mujeres presas, porque no hay cárceles de mujeres cerca de Ipar Euskal Herria", aunque, por lo menos, se les ha unificado en la prisión de Bretaña.

También se ha referido a las víctimas de ETA, a las que "se les está dando un derecho a veto que antes no existía", y les ha pedido que "por el hecho de que sean víctimas no sean jueces", porque no se puede "volver a plantear desde cero el terreno de juego para volver a empezar de cero los debates que ya se habían dado y los acuerdos logrados".

"El acuerdo de acercamiento se ha cumplido, en el caso de las mujeres no es idílico que estén todas en Bretaña pero sabemos que va a ser un camino más difícil a recorrer", ha reiterado, mientras que "se ha enquistado el problema de la gestión de las penas, sobre todo a la hora de la liberación de los presos", aunque ha indicado que "sí se ha dado algún cambio".

Al respecto ha recordado a jueces y fiscales que "todos tenemos que ser pacificadores de alguna forma y cada cual tiene que asumir su función en esta historia y esto también corresponde a la gestión de las penas". Además, ha apuntado que se debería "facilitar la libertad de algunos de los presos" pero el Estado francés "no se pone al nivel que debería o que la historia le exige" y no acomete "una gestión política de este conflicto para que la situación cambie y para avanzar en el camino trazado".

"Si sigue en esta tónica el Gobierno francés no es posible seguir en el camino marcado, hay que abrir una nueva etapa teniendo en cuenta que el objetivo es la convivencia", ha insistido.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Colectivos afines a ETA se frotan las manos con Sánchez y esperan ya una "nueva fase" para excarcelar a presos