SOCIEDAD

Exigen que durante la desescalada no se olviden de las residencias de mayores navarras

Lares apunta que se corre un riesgo en el aumento de contagios en las residencias de mayores.

La UME (Unidad Militar de Emergencias) desinfecta residencias de mayores en Pamplona durante la crisis del coronavirus. MIGUEL OSÉS
La UME (Unidad Militar de Emergencias) desinfecta residencias de mayores en Pamplona durante la crisis del coronavirus. MIGUEL OSÉS  

La Federación Lares defiende en una nota que la situación de las residencias de mayores de cada Comunidad Autónoma, deben ser un indicador fundamental y prioritario, y no uno más, para determinar en qué fase debe quedarse ese territorio.

"El pasado día 23 de abril en carta a las cuatro vicepresidencias del Gobierno de España, ya se aconsejaba que cualquier plan de reactivación económica y desescalada debería incluir un informe previo que analizase el impacto en los centros de mayores. Esta propuesta es compartida por la Mesa Estatal de Defensa de Derechos de las Personas Mayores", indican. 

Lares apunta que se corre un riesgo en el aumento de contagios en las residencias de mayores y que "han quedado ignoradas y sin ser atendidas sus especiales condiciones de vulnerabilidad por razón de edad, patologías y ámbito de convivencia".

"Es inadmisible que, ahora, se siga cometiendo ese mismo error. Y, desde luego, ya no hay ninguna excusa que justifique “lo sobrevenido de la crisis”, porque se viene avisando reiteradamente por la Federación, sin ánimo de lucro, en todas sus comunicaciones con todo tipo de interlocutores de gobiernos, grupos asociativos o medios de comunicación", dicen.

Desde la Federación señalan que se debe dar un tratamiento de discriminación positiva para los empleados de estos centros, para así frenar las posibles cadenas de contagio.

"Las comunidades autónomas no han compartido experiencias, fortalezas y debilidades. Es terrible y muy decepcionante. Si lo hubieran hecho no estaríamos en esta incertidumbre, y con la sensación de que se vuelve a dejar olvidado al flanco más débil de la población contra el coronavirus: las personas mayores", critican.

Lares tiene desplegados por toda España, Navarra incluida, a 54.000 residentes y 35.000 profesionales.

"No es tiempo de orgullo mal entendido. Es hora de innovar, es decir, copiar lo bueno, y mejorarlo, según las necesidades de cada territorio", concluyen.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Exigen que durante la desescalada no se olviden de las residencias de mayores navarras