SOCIEDAD

La polémica campaña de la transexualidad infantil llega al Parlamento: denuncian el "sabotaje" de los carteles y piden respeto

Una declaración aprobada en la Cámara defiende la campaña "Hay niñas con pene y niños con vulva", promovida por Chrysallis.

Protestas en marquesinas de Pamplona.
Protestas en marquesinas de Pamplona.  

El Parlamento de Navarra ha aprobado una declaración institucional en la que reitera su apoyo y reconocimiento de los derechos de las personas transexuales, incidiendo especialmente en los menores, y muestra su rechazo a los “sabotajes” sufridos por la campaña publicitaria de la asociación Chrysallis que puede verse en algunas marquesinas de Navarra.

En la polémica campaña, la asociación busca concienciar que "hay niñas con pene y niños con vulva” y ya ha contado con el rechazo de algunas otras organizaciones, así como el rechazo de parte de un sector de la población que, incluso, ha tratado de eliminar de las paradas de autobús algunos de esos carteles.

En la Cámara foral, la declaración ha sido presentada por los cuatro grupos que sostienen al Gobierno de Uxue Barkos y ha contado con los votos a favor de todos los partidos, excepto el Partido Popular que se ha abstenido en el segundo punto del texto al tachar la campaña de “inadecuada”.

En opinión de la portavoz de los populares navarros, Ana Beltrán, ha considerado que se trata de unas imágenes demasiado “explícitas” y ha afirmado que “son los padres quienes deciden cuándo educar a sus hijos en materias como esta”.

Pese a lo negativo de este punto, Beltrán ha querido dejar claro que el Partido Popular “siempre ha apoyado los derechos de las personas transexuales, así como a sus familias”.

Por su parte, Koldo Martínez, de Geroa Bai, ha querido denunciar el “boicot” de los anuncios de Chrysallis y ha rechazado las pintadas. “Actos como estos no favorecen la convivencia ni el desarrollo normal de las personas”, ha concluido el portavoz.

Esta línea también ha defendido el portavoz de la formación abertzale EH Bildu, Adolfo Araiz, quien ha considerado que los “ataques” que ha sufrido la campaña son “inaceptables” y que “buscan negar el derecho que estas personas tienen”.

En cuanto a Laura Pérez, de Podemos, ha reivindicado el decreto de salud reproductiva porque, entre otras cosas además del aborto, regula también actuaciones de este tipo.

Sin embargo, la portavoz de la formación morada ha tachado los actos de “sabotaje” como “transfobia” y ha pedido a la ciudadanía navarra sumarse a la idea que plasma el cartel porque “cuanto antes asumamos esto, más felices seremos todos”.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La polémica campaña de la transexualidad infantil llega al Parlamento: denuncian el "sabotaje" de los carteles y piden respeto