SOCIEDAD

Chivite sigue el plan de Díaz Ayuso en Madrid y confina Peralta ante el descontrol del coronavirus

La localidad de la Zona Media quintuplica la incidencia con respecto a la media de Navarra y suma 152 casos en las última semana. 

Un enfermero de urgencias del 061 realiza los test PCR.. EFE/Toni Galán
Un enfermero de urgencias del 061 realiza los test PCR.. EFE/Toni Galán  

María Chivite va a seguir el plan trazado por la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso (PP), para contener la Covid-19 y ha decidido confinar a a la localidad de Peralta, en la Zona Media de la localidad, ante el aumento descontrolado de los casos por coronavirus. 

Hay que recordar que el mismo partido de Chivite, el PSOE, ataca y critica este tipo de medidas sanitarias porque dice que se aplican sólo a zonas pobres, pasando por alto que se toman en las zonas con mayor incidencia, como es el caso de Peralta.

Todo esto ocurre después de la negligente gestión del alcalde del municipio y presidente de la Federación de Municipios y Concejos, Juan Carlos Castillo (UPeI), durante las fechas de no-fiestas en la localidad, a principios de septiembre. Muchos vecinos denuncian que hubo celebraciones, cenas, grupos numerosos en locales, bajeras y bares, sin que el alcalde pusiera orden en la localidad o pidiera ayuda a la Policía Foral. Unas semanas después, han aflorado los positivos. 

En sólo unos días, los casos se han disparado con un crecimiento de más de 152 nuevos positivos en una semana en una localidad que no llega a los 6.000 habitantes. Se trata de una incidencia que quintuplica la media de Navarra, por lo que el Gobierno de Navarra ha tenido que impulsar nuevas medidas. 

Estas medidas entrarán en vigor a las 00 horas de este jueves día 24, e incluirán limitaciones en gran parte de los ámbitos públicos y privados. Además, solo se permitirá salir y entrar de esta localidad para desplazamientos imprescindibles.

La actuación en Peralta, según informa el Gobierno de Navarra, tendrá una duración inicial de una semana prorrogable, si no cambia a mejor la situación epidemiológica. En este sentido,  Peralta registró ayer lunes 37 casos más que se suman a una tendencia al alza (una tasa en el núcleo urbano de 1.700 casos por 100.000 habitantes en la última semana epidemiológica)  con una proliferación de brotes familiares y sociales, especialmente entre población joven y temporalmente coincidentes en su posible inicio con el periodo de las fiestas patronales suspendidas.

Además de las restricciones y las posibles sanciones por sus incumplimientos, tanto el Departamento de Salud como las autoridades municipales están desarrollando e intensificarán ya una actuación comunitaria con la población y los agentes sociales de la localidad

BARES HASTA LAS 22 HORAS

La intervención, según ha explicado el Gobierno de Navarra en un comunicado, se encuadra en la estrategia global del Gobierno de Navarra para contención del Covid-19.

El Gobierno de María Chivite (PSOE), reconoce que de la misma manera ha realizado en los últimos meses actuaciones con diferentes contenidos y grados (cribados, restricciones de aforos y horarios….) en localidades o barrios como Mendillorri (Pamplona / Iruña), Lesaka, Tudela, Sangüesa, Murillo El Fruto, Cascastillo o Leitza. Ahora se replican en Peralta, pero con elementos novedosos en cantidad y calidad, ya que las restricciones tienen en algunos casos referencias de la Fase 2 de la desescalada, aunque no suponen una traslación exacta de ese marco porque están construidas en función de la realidad de la localidad.

Así, incluyen elementos importantes no utilizados por las autoridades sanitarias aún en el periodo  de “nueva normalidad” en Navarra como son, en primer lugar,  que la restricción de grupos de más de 6 personas -ya vigente para el ámbito público-  se extiende al privado. En segundo lugar se limitan las entradas y salidas del municipio (no así de los domicilios) en un confinamiento perimetral del que se exceptúan desplazamientos que tienen que ver con obligaciones laborales, sanitarias, educativas, retorno a la residencia habitual, atención a personas vulnerables y otras causas de fuerza mayor. 

Por sectores, y según recoge la orden foral, los establecimientos hosteleros deberán cerrar para las 22 horas con aforos del 50% (en el interior y en terrazas) pudiéndose servirse solo en mesas con grupos inferiores a 6 personas. Esa misma limitación de aforo regirá para comercio, mercadillos, etc, además de otras restricciones en diferentes eventos sociales. También se clausurarán diferentes instalaciones deportivas, culturales y parques públicos, mientras que en el ámbito educativo rige el protocolo correspondiente. El espacio sociosanitario ya venía aplicando restricciones para evitar contagios en el interior de residencias.

Todas estas medidas responden a un análisis de la tipología de los contactos y los brotes (una docena, en su mayoría del ámbito social y familiar) y serán objeto del correspondiente seguimiento y evaluación epidemiológica por parte del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra, que decidirá su prórroga o modificaciones transcurrida una semana desde su entrada en vigor.

En cuanto al régimen sancionador, la orden foral se remite decreto ley foral 9/2020 ya vigente que contempla  sanciones de hasta  3.000  euros en el casos de ser leves, y de 3.000 a  60.000 euros si son graves.    


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Chivite sigue el plan de Díaz Ayuso en Madrid y confina Peralta ante el descontrol del coronavirus