EMPLEO

"Un mal trimestre": el paro sube en Navarra y la cifra total de desempleados es de 25.900 personas

La tasa de paro en la Comunidad foral es del 8,19 por ciento, la segunda más baja de entre las Comunidades Autónomas.

Varias personas hacen cola en una oficina de empleo EFE
Varias personas hacen cola en una oficina de empleo EFE  

El paro subió en 1.800 personas en el tercer trimestre del año en Navarra, lo que supone un aumento del 7,57 por ciento respecto al trimestre anterior y sitúa el número total de desempleados en 25.900, según la Encuesta de Población Activa (EPA) publicada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En comparación con el mismo trimestre del año anterior, el paro descendió en la Comunidad foral 4.400 personas, lo que supone un descenso del 14,51 por ciento.

Con estos datos, la tasa de paro en la Comunidad foral es del 8,19 por ciento, la segunda más baja de entre las Comunidades Autónomas, solo por detrás de las Islas Baleares, donde la tasa de paro es del 8,18 por ciento.

En el conjunto nacional, el paro bajó en 16.200 personas en el tercer trimestre, lo que supone un 0,5% menos que en el trimestre anterior, hasta situarse el total de desempleados en 3.214.400 personas.

La tasa de paro bajó una décima en el tercer trimestre, hasta el 13,92%, por lo que cae por debajo del 14% por primera vez en 10 años, en concreto desde el cuarto trimestre de 2008. La tasa de actividad bajó ligeramente, hasta el 58,72%, tras aumentar el número de activos en 53.200 personas entre julio y septiembre (+0,2%).

Atendiendo a los datos de Navarra, el número de personas ocupadas es de 290.400 personas, lo que supone una tasa de actividad del 58,86 por ciento.

Por sexos, hay 11.200 hombres en paro por 14.700 mujeres desempleadas. La tasa de paro entre los hombres es del 6,64 por ciento, mientras que la de las mujeres es del 9,96 por ciento.

Además, 157.700 hombres están ocupados, con una tasa de actividad del 63,86 por ciento, por 132.800 mujeres, con una tasa del 54,01 por ciento.

La tasa de desempleo entre los jóvenes de 16 a 24 años ese situó en el tercer trimestre de 2019 en Navarra en un 26,79 %, superando así el trimestre anterior que fue del 22,65, si bien en ambos casos por debajo de la media nacional.

En el conjunto del Estado el paro entre los jóvenes de 16 a 24 años aumentó en 18.300 personas en el tercer trimestre de 2019 frente al trimestre anterior, hasta un total de 525.000 desempleados.

"UN MAL TRIMESTRE EN UN BUEN AÑO"

La consejera de Derechos Sociales del Gobierno de Navarra, Camen Maeztu ha reconocido que las cifras de la EPA se enmarcan en “un mal trimestre dentro de un buen año”.

Por ello, ha realizado una “valoración negativa” de los datos del tercer trimestre de 2019, aunque ha indicado que al eliminar el sesgo estacional “las cifras sí son positivas para Navarra”, puesto que se “está reduciendo el desempleo a un ritmo bueno”, con 4.400 personas paradas menos.

En este sentido ha destacado el descenso en un 14,5 % la tasa de paro, la mayor caída “por detrás solo de Baleares” y que deja una tasa de desempleo del 8,2%, por debajo del 10%, que es el “objetivo del empleo para el año 2019”.

Sin embargo, la consejera Maeztu ha señalado que aún existen indicadores negativos en materia de empleo en concreto el paro de larga duración, sobre el que ha considerado que “hay que insistir en su trabajo”.

A su vez, ha señalado como áreas de trabajo preferentes eliminar la brecha de género que, ha reconocido “se ha ampliado a lo largo del año”, al tiempo que han crecido las jornadas parciales no deseadas.

Al respecto, ha apuntado que el futuro Plan de Empleo, para el que ya ha habido “primeros contactos entre agentes sociales”, abordará estas áreas laborales. También ha señalado la necesidad de implantar “medidas decisivas” para reducir las cifras negativas del empleo en Navarra.

En este sentido también ha comentado que “desde el SNE se han lanzado programas para tener en cuenta las brechas de género” en la contratación, pero ha reconocido que es “necesario incidir más en políticas activas de empleo”.

En materia de ocupación ha dicho que en la actualidad hay “6.600 personas más ocupadas” y Navarra es la “quinta comunidad en España en ocupación”, ha indicado. También ha señalado los datos de hogares, donde se ha reducido el número de hogares donde todos sus miembros están en paro.

Son, en concreto “3.600 hogares menos que en el trimestre anterior”, un dato que es “especialmente positivo”, en opinión de Maeztu, quien ha añadido que “está en plena relación con los datos de pobreza en la comunidad”.

"ENFRIAMIENTO" DEL MERCADO LABORAL

Los datos de la EPA del tercer trimestre del año reflejan a juicio de la Cámara de Comercio "cierto enfriamiento" del mercado laboral.

Con estos datos, la Cámara destaca que la tasa de paro "vuelve a subir, así como el número de inactivos", mientras que "la ocupación ha descendido significativamente" con respecto al segundo trimestre, incluso en términos desestacionalizados.

Por el contrario, al comparar con el mismo trimestre del año anterior, el número de parados es inferior y la ocupación sigue aumentando, si bien es la contratación pública es la que tiene un "importante" peso.

"NOTABLE INCREMENTO" ENTRE LAS MUJERES

CCOO de Navarra, tras realizar una valoración negativa del aumento del paro y del descenso de la ocupación que refleja la EPA del tercer trimestre de 2019, alerta del "notable incremento" del paro entre las mujeres.

Con respecto al trimestre anterior, hay 2.100 mujeres más en desempleo, aumentando así la brecha de desigualdad que siguen sufriendo en el mercado de trabajo, sostiene en un comunicado en el que indica que la tasa de paro entre los hombres es del 6,64 %, mientras que la de las mujeres es del 9,96 %.

Esta desigualdad laboral se traslada también a la precariedad, según CCOO que sostiene que en "un mercado de trabajo ya muy precario, este trimestre también son ellas las más afectadas por la temporalidad y la parcialidad de las jornadas, un 3,3 % más de temporalidad que los varones y un 18,7 % más de parcialidad que estos".

Otro problema estructural que persiste es el desempleo de larga duración y en ese sentido alude al aumento significativo de personas que llevan entre 1 y 2 años en el paro, 2.300 más, mientras que como dato positivo destaca la reducción del desempleo de muy larga duración, 3.200 menos que en el segundo trimestre.

Tras subrayar que tener un empleo de calidad es la principal preocupación de la ciudadanía navarra, CCOO pide al Gobierno que "sitúe el empleo en el centro de sus prioridades" y en esa línea demanda la puesta en macha de un modelo económico "distinto, con mayor base industrial, asentado en la innovación, la formación y cualificación eficaz, una política energética más eficiente".

Asimismo exige un Plan de choque por el empleo de calidad, que contemple medidas específicas para eliminar las brechas de género y para combatir el desempleo en los colectivos con mayores dificultades.

A ello suma abordar reformas estructurales, derogar la reforma laboral y mejorar la productividad mediante la mejora del sistema educativo, la formación a lo largo de toda la vida, el aumento del tamaño medio de las empresas y mayor inversión en I+D+i.

Por su parte, UGT ha manifestado su "preocupación" por la "destrucción de empleo femenino" que ha detectado la EPA del tercer trimestre, con 2.500 mujeres ocupadas menos que hace tres meses y 2.100 desempleadas más.  Además, ha advertido de la "creciente precarización" del mercado de trabajo.

Según ha expuesto el sindicato en un comunicado, "junto a la desigualdad de género en la distribución de las primeras consecuencias de la ralentización de nuestra economía, la EPA pone de manifiesto que ese efecto desigual está castigando también a la población más joven y a los trabajadores migrantes".

En opinión de UGT, "este deterioro del empleo no sólo tiene efectos cuantitativos, sino también cualitativos, como indican las cifras de temporalidad y parcialidad, que han disminuido ligeramente en este último trimestre, pero que con porcentajes del 24,9% y del 15,7%, respectivamente, superan los datos registrados hace un año".

Además, según el sindicato, "también en el reparto de la calidad del empleo las mujeres se llevan la peor parte, ya que su tasa de temporalidad se eleva al 26,6%, 3,3 puntos más que la masculina, y representan el 77% del total de personas que trabajan a tiempo parcial".

Para UGT de Navarra, "el único dato positivo digno de destacar es la bajada del paro de larga duración, que afecta al 28,7% de las personas desempleadas, especialmente en términos anuales, cuya disminución ha sido de 17,7 puntos porcentuales".

A su juicio, los datos de la EPA "apuntan claramente qué problemas debe afrontar como prioritarios el próximo Plan de Empleo que se ha comprometido a impulsar el nuevo Gobierno de Navarra: impulsar la generación de empleo en un ciclo de desaceleración y crecimiento económico moderado; la mejora de la calidad del empleo en términos de estabilidad; y la corrección de las desigualdades por razón de género, edad y procedencia, que siguen caracterizando nuestra mercado laboral".

Asimismo, el sindicato ha defendido que "una premisa imprescindible en lo referente a la calidad del empleo es la derogación de la reforma laboral". Y ha defendido que "sólo restituyendo el equilibrio entre representantes del capital y del trabajo, devolviendo a la negociación colectiva toda su potencialidad y recuperando los derechos laborales que se llevó por delante el actual marco legal, será posible volver a hablar de trabajo digno para todas las personas".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
"Un mal trimestre": el paro sube en Navarra y la cifra total de desempleados es de 25.900 personas