SOCIEDAD

Tres navarros comienzan este domingo su vida sacerdotal en la Diócesis de Pamplona y Tudela

José Ángel Zubiaur, de Pamplona; Héctor Arratíbel, de Lerín; y Jorge Tejero, de Barañáin, recibirán el sacramento del orden en la Catedral de Pamplona.

De izquierda a derecha, los navarros José Ángel Zubiaur, Héctor Arratíbel y Jorge Tejero, del Seminario Conciliar de San Miguel, y Huynh Nguyen (Vietnam), Yesnedy Andrés González Barrera (Colombia), Allan Salamida Duran (Filipinas) y Quoc Thang Doan (Vietnam), del Seminario 'Redemptoris Mater'. CEDIDA
De izquierda a derecha, los navarros José Ángel Zubiaur, Héctor Arratíbel y Jorge Tejero, del Seminario Conciliar de San Miguel, y Huynh Nguyen (Vietnam), Yesnedy Andrés González Barrera (Colombia), Allan Salamida Duran (Filipinas) y Quoc Thang Doan (Vietnam), del Seminario 'Redemptoris Mater'. CEDIDA

Un sacerdote y dos diáconos navarros recibirán el sacramento del orden este domingo por la tarde en la Catedral de Pamplona. El arzobispo de Pamplona y obispo de Tudela, Francisco Pérez González, presidirá la ceremonia que tendrá lugar a partir de las 18 horas.

Al acto también acudirán numerosos presbíteros, diáconos y un amplio grupo de fieles. Además, la liturgia se verá acompañada por los cantos de la Capilla de Música, dirigidos por Aurelio Sagaseta, y por la música de órgano que interpretará Julián Ayesa. El evento también involucrará a cuatro clérigos extranjeros dispuestos a ordenarse como sacerdotes. 

Desde 1977, la Diócesis de Pamplona y Tudela cuenta con la labor formativa que impulsa el Seminario Conciliar de San Miguel, ubicado en la avenida Baja Navarra de Pamplona. De hecho, un presbítero y dos diáconos (todos navarros) que recibirán el sacramento el próximo 30 de junio han preparado su candidatura al sacerdocio en esta institución durante los últimos años.

Estos son José Ángel Zubiaur (31 años), natural de Pamplona; Héctor Arratíbel (24 años), de Lerín; y Jorge Tejero (28 años), de Barañáin. Por su parte, los otros cuatro nuevos sacerdotes se han formado en el Seminario Internacional y Misionero 'Redemptoris Mater': institución que impulsó e instaló el mismo arzobispo de Pamplona y que integra a los seminaristas que han abandonado su comunidad natal.

Desde el año 2009, este centro recibe a jóvenes de diversas procedencias como los diáconos vietnamitas Quoc Thang Doan, de 44 años, y Huynh Nguyen, de 36; el colombiano Yesnedy Andrés González Barrera, de 38; y el filipino Allan Salamida Duran, de 46, que también pasarán de diáconos (fase previa a la ordenación sacerdotal) a presbíteros (sacerdotes) este domingo en la Catedral de Santa María.

Según ha informado el rector del Seminario Conciliar de San Miguel, Miguel Larrambebere, "todos ellos, una vez ordenados, formarán parte del clero de la Diócesis de Pamplona y Tudela y ejercerán así su ministerio al servicio de las necesidades de la Iglesia en Navarra". 

UN CAMINO DIFÍCIL

Los futuros contribuyentes a la Diócesis demuestran que en ocasiones la vocación no es fácil, ni siquiera para sus más allegados. "Algunos familiares y amigos llegaron a pensar que era una fantasía o una locura, pero poco a poco lo han aceptado", como ha confesado Zubiaur en una entrevista para la revista diocesana La Verdad.

La liturgia de este domingo consistirá en una línea divisoria entre un antes conocido y un después incierto para algunos de los nuevos candidatos al sacerdocio en Navarra. En el mismo semanario, Salamida ha relatado parte del pasado que llevaba en su juventud más temprana: "Antes de entrar al seminario, vivía fuera de la Iglesia (...) con vicios, trabajo y novia".

Gracias a la llamada que recibió en una peregrinación de jóvenes, el filipino pudo llevar su vida por otro camino. Aún así, ha admitido con humildad y un toque de humor que, para el futuro, espera poder convertirse porque se considera un pecador

A pesar del enriquecimiento personal propio de la fase formativa, esta "también tiene sus pesares y dificultades", ha añadido el joven navarro Arratíbel, quien además descubrió su vocación con tal solo 16 años. 

Por su parte, Tejero ha destacado en la entrevista que se trata de "un proceso a veces doloroso", aunque siempre es un "tiempo de gracia".

APRENDER A SERVIR

Los nuevos sacerdotes han demostrado que, gracias a la etapa formativa recibida en el Seminario, ya se inspiran en numerosas propuestas de cara al futuro. "Ahora como diácono, tendré que ir aprendiendo a servir como Él sirvió", ha asegurado Tejero.

Zubiaur también se ha sumado a la valiosa intención de apoyar y acompañar a todo aquel que lo necesite: "Espero poder ayudar a la gente y a conocer el tesoro que es la fe". 

A partir de este domingo 30 de junio, los nuevos miembros de la Diócesis adoptarán una nueva postura como integrantes de la Iglesia Católica que, según han demostrado, ejercerán con honestidad. "Mi vida ahora es para Dios y para su pueblo, pero me veo como un hombre débil, pecador, y creo que no merezco ser obrero en la mies del Señor", ha reconocido el vietnamita Nguyen.

Los siete clérigos cerrarán así esta etapa formativa y darán comienzo a otra, tan novedosa como desconocida: ante ellos mismos y ante la comunidad cristiana en Navarra


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Tres navarros comienzan este domingo su vida sacerdotal en la Diócesis de Pamplona y Tudela