SALUD

Se abre en Navarra una nueva unidad médica para operar y tratar "a demanda" a las personas transexuales

La indicación de los tratamientos se hará previa información objetiva y científica, y tras una valoración compartida médico-paciente.

Fotomontaje de un quirófano junto a una bandera arcoiris, símbolo del colectivo LGTBI. ARCHIVO
Fotomontaje de un quirófano junto a una bandera arcoiris, símbolo del colectivo LGTBI. ARCHIVO  

El departamento de Salud ha puesto en marcha Transbide, una nueva unidad técnica multidisciplinar para garantizar una atención integral y de calidad a las personas transexuales, transgénero e intersexuales y sus familiares o personas allegadas. 

La nueva unidad llega después de la polémica en la que, de forma 'momentánea', el Gobierno de Barkos paralizó la atención a estos colectivos. Un hecho que provocó la queja de numerosas personas y formaciones políticas en la Comunidad foral de Navarra. 

La medida se enmarca en la reciente Ley Foral (junio de 2017) para la igualdad social de las personas LGTBI+, que establece y regula los principios, medios y medidas para garantizar plenamente la igualdad real y efectiva y los derechos de este colectivo.

Más concretamente, la ley determina que el Sistema Sanitario Público de Navarra garantizará que la política sanitaria no trate directa o indirectamente la realidad de estas personas como una patología, ha recordado el Ejecutivo foral en una nota.

En este sentido, el nuevo modelo de atención de Transbide, regulado mediante Orden Foral, establece la libre autodeterminación de la identidad sexual, derecho que no podrá ser limitado, restringido, dificultado o excluido, debiendo interpretarse y aplicarse las normas siempre a favor del libre y pleno ejercicio del mismo.

Los tratamientos médicos o quirúrgicos necesarios para el mejor desarrollo de la identidad sentida se realizarán a demanda de la persona interesada, previa entrevista de acogida, validación y acreditación de su condición de transexualidad mediante la oportuna autodeclaración.

Ya no será precisa la intervención de especialistas en psiquiatría ni la inclusión de un diagnóstico de codificado en ámbito de la salud mental.

La indicación de estos tratamientos se hará previa información objetiva y científica, y tras una valoración previa compartida médico-paciente de los beneficios y riesgos de dicha actuación en cada persona, así como del oportuno consentimiento informado libre y voluntariamente aceptado.

El nuevo protocolo de atención integral deberá estar basado en la evidencia científica y en la praxis médica garantizando en todo caso el pleno respeto a los principios y derechos recogidos en la Ley Foral 8/2017.

Para el desarrollo de su trabajo contarán con la colaboración activa de representantes del colectivo trans y del órgano coordinador para la Igualdad LGBI+

La nueva unidad se presentará en la Comisión de Atención a la Transexualidad prevista para mañana. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Se abre en Navarra una nueva unidad médica para operar y tratar "a demanda" a las personas transexuales