PREMIUM  SOCIEDAD

La marcha que pide el cierre del polígono de las Bardenas recuerda este año a Gladys del Estal

Se cumple el 40º aniversario de la muerte de la joven activista durante una protesta antinuclear en Tudela.

Marcha contra el polígono de tiro de las Bardenas. TWITTER (@EPKPCENavarra)
Marcha contra el polígono de tiro de las Bardenas. TWITTER (@EPKPCENavarra)  

La XXXII marcha contra el polígono de tiro de Bardenas Reales ha unido este domingo su tradicional reivindicación del cierre de esta instalación militar con el recuerdo de Gladys del Estal en el 40º aniversario de su muerte por un disparo de la Guardia Civil durante una protesta antinuclear en Tudela.

Tras recorrer a pie los cuatro kilómetros que separan el paraje de Los Aguilares, punto de encuentro, del polígono, ha tenido lugar un pequeño homenaje en memoria de la joven activista ecologista.

Una foto de Gladys del Estal ha presidido el acto, en el que se ha realizado una ofrenda floral de claveles rojos y una lectura de poemas relacionados con el medioambiente y el pacifismo.

A su término, ha comenzado el acto político, que cada año reivindica en este lugar el cierre del polígono de tiro y en el que en esta ocasión han participado alrededor de 300 personas, según los organizadores, entre ellos la coordinadora de IU en Navarra, concejales de agrupaciones de distintas localidades y miembros de la Plataforma No a la Guerra de Egea y Pueblos.

En un comunicado, la Asamblea Antipolígono ha comenzado por recordar que mantiene vivo el recuerdo y los valores de Gladys del Estal, a la que "debemos mucho", una joven de 20 años "llena de vida" y defensora de "un planeta limpio y una sociedad mejor".

Por eso, han dicho, "queremos dedicar un útil instrumento para resolver conflictos de la misma forma que ella lo hacía, sin el uso de la violencia, mediante palabras, palabras de poetas con valores que Gladys representa".

UN PASO MÁS

Terminada la lectura de los poemas, la Plataforma Antipolígono ha indicado que esta XXXII Marcha es un paso más en el intento de desmantelar "un polígono de tiro y bombardeo que se adueñó de las Bardenas en 1951", el "único" del Ejército del Aire español y el "más importante de Europa" para la OTAN.

Ubicado "como un agujero negro" en un Parque Natural, en una Reserva Mundial de la Biosfera, la asamblea considera que en un momento en el que se registra "el gasto militar en el mundo más elevado desde el final de la Guerra Fría", hay motivos medioambientales, antimilitaristas y de seguridad para las personas del entorno, por los "cada vez más intensos y persistente bombardeos con fuego real que experimentan", para pedir el cierre de la instalación.

"Con un escenario de guerra cada vez más encarnizada que impera en el mundo, y en el que inevitablemente nos implican", la Asamblea Antipolígono reclama "con mayor ahínco, ya que son mayores los peligros que corremos", el desmantelamiento de esta infraestructura militar.

Hasta entonces, han asegurado que trabajarán "por hacer ver que esta tierra árida y reseca es capaz de ser mucho más que lo que es hoy", cuando está declarada uno de los hábitats esteparios más importantes de Europa.

VALORES ECOLÓGICOS

La asamblea ha reivindicado así los "altísimos valores ecológicos" de este territorio y ha subrayado la "preocupación" por la seguridad de las gentes y del entorno, tanto en Navarra como en Aragón, al tiempo que ha rechazado "el uso de la violencia como forma de resolución de conflictos", y ha apelado "al diálogo, a la paz y a la diversidad cultural".

"Queremos recuperar las Bardenas medioambientalmente y hacer de ellas un territorio referente de paz y convivencia", dice el comunicado leído, que ha contado con el apoyo de 17 colectivos sociales y ecologistas, siete sindicatos, 13 partidos políticos de Navarra y Aragón, y 28 agrupaciones locales de ambas comunidades.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La marcha que pide el cierre del polígono de las Bardenas recuerda este año a Gladys del Estal