PREMIUM  SOCIEDAD

El 95% de los graduados navarros en Ingeniería consigue entrar en el mercado laboral tras acabar la carrera

En el primer semestre del 2019, la Bolsa de Empleo de CITI Navarra ha gestionado 138 ofertas para la Comunidad foral.

Un ingeniero, trabajando sobre unos planos. ARCHIVO
Un ingeniero, trabajando sobre unos planos. ARCHIVO  

Los graduados en Ingeniería de las distintas especialidades industriales consiguen un 95% de inserción laboral durante el primer año tras finalizar la carrera, según los datos de la Bolsa de Empleo del Colegio de Graduados e Ingenieros Técnicos Industriales de Navarra (CITI Navarra).

La inserción laboral de los ingenieros ha crecido exponencialmente en los últimos años, también entre los jóvenes sin experiencia, que comienzan su vida laboral nada más terminar sus estudios de grado, en su mayoría, con becas o contratos en prácticas en pymes especializadas en automoción, energías renovables, agroalimentación, industria química o papel, entre otras.

La Bolsa de Empleo del CITI Navarra, que gestiona al año más de 400 ofertas de trabajo y recibe más de 1.200 currículums a través de su plataforma, atiende a los jóvenes graduados incluso antes de terminar la carrera, con el fin de asesorarlos y orientarlos en su cercana inclusión en el mercado laboral.

Según destaca Antonio Rodríguez, gerente del CITI Navarra, “los datos hablan por sí solos y, una vez superados los años más duros de la crisis, los grados en Ingeniería de las distintas especialidades en las ramas industriales son carreras con alta demanda laboral en Navarra”.

Por ello, la entidad tiene en marcha varios programas para facilitar este acceso al mercado laboral. Gestionan y subvencionan programas de becas y prácticas a través de la Cátedra Industria 4.0 con la Universidad Pública de Navarra. También realizan convenios con las empresas miembros de ANAIT, la Asociación Navarra de Empresas de Ingeniería, Oficinas Técnicas y Servicios Tecnológicos.

“Para un recién graduado es fundamental adquirir años de experiencia nada más terminar la carrera y poder acceder así a las ofertas que piden tres o más años en el mundo laboral, que son la mayoría”, explica Rodríguez, para añadir que en la actualidad “tenemos más oferta que demanda, y necesitamos ingenieros para cubrir todas las vacantes que gestionamos”.

IDIOMAS, FLEXIBILIDAD HORARIA Y TRABAJO EN EQUIPO

En el primer semestre del 2019, la Bolsa de Empleo del CITI ha gestionado 138 ofertas para Navarra. Estas cifras se multiplican hasta alcanzar las 288 si se tienen en cuenta las ofertas de Aragón y Burgos que también se gestionan a través de la plataforma Ingenio en red.

“Compartir una misma bolsa de empleo con zonas geográficas cercanas amplía las oportunidades tanto para las empresas como para los profesionales”, expone Rodríguez, que estima que a finales de este año se superarán las 550 ofertas en Ingenio en red.

La mayoría de las ofertas para ingenieros que solicitan una experiencia de entre tres y cinco años en el sector industrial coinciden en un mismo perfil: inglés, disponibilidad para viajar y flexibilidad horaria, además de valorar cada vez más competencias como el trabajo en equipo y bajo presión, la responsabilidad o la capacidad para tomar decisiones.

En el 2018, la Bolsa de Empleo del CITI Navarra recibió 1.221 currículums no solo de recién graduados o desempleados, sino también de profesionales que buscan una reorientación de su carrera o una mejora de su situación laboral, y también de ingenieros de otras comunidades autónomas. Se prevé que a finales del 2019 se alcance la cifra de 1.500 currículums, dado también el incremento de ofertas recibidas.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El 95% de los graduados navarros en Ingeniería consigue entrar en el mercado laboral tras acabar la carrera