PREMIUM  SOCIEDAD

Los niños de Funes defienden su municipio del riesgo de inundación del río Arga plantando sauces

Estas acciones permiten que los beneficiarios del proyecto conozcan los trabajos que devolverán al río a unas condiciones cercanas a las naturales.

Los niños del colegio  Elías Terés de Funes plantan Sauces. CHE
Los niños del colegio Elías Terés de Funes plantan Sauces. CHE  

El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA) y la Confederación Hidrográfica del Ebro han organizado este miércoles una jornada divulgativa para explicar a los escolares del municipio de Funes (Navarra), el proyecto que se está desarrollando en el río Arga a su paso por su término municipal, para mejorar el estado del río y disminuir el riesgo de inundación.

La jornada ha tenido como plato fuerte una plantación de sauces en la zona de actuación, pero ha arrancado en el Colegio Público de Educación Infantil y Primaria Elías Terés, de Funes (Navarra), con una charla didáctica en la que han conocido lo que es un río, sus funciones y el por qué se hace esta importante obra en su municipio.

Los 48 alumnos de 5º y 6º de primaria se han desplazado a la ribera del río Arga, en concreto al canal que une las dos nuevas lagunas, dentro de la zona de actuación, donde cada uno ha plantado un ejemplar de sauce, una experiencia que luego le han contado a sus compañeros más pequeños de Infantil.

Las acciones de divulgación que se están realizando en la localidad de Funes, organizadas por Gestión Ambiental de Navarra, con la colaboración del Ayuntamiento y la CHE, permiten a los que serán los beneficiarios de este proyecto conocer de cerca los trabajos que se están realizando para devolver al río Arga unas condiciones cercanas a las naturales (que pasan por recuperar el meandro de Soto Sardillas y las llanuras de inundación) o las técnicas empleadas, como la creación de pequeños humedales similares a los que existían por estos sotos ribereños.

Desde la Confederación, han explicado que "esta es la obra de restauración hidrológica más importante de las que se están acometiendo en España", con una inversión de más de 9 millones de euros (fases 1 y 2), a los que habrá que sumar una tercera fase.

Sus objetivos prioritarios son reducir el riesgo de inundación de los núcleos urbanos de Funes y Villafranca y re-naturalizar la confluencia de los ríos Arga y Aragón para que se convierta en un espacio fluvial de calidad que permita recuperar hábitats apropiados para la fauna autóctona.

LA PRIMERA FASE, AL 91%

Actualmente, ya se ha alcanzado el 91% de obra ejecutada de la primera fase y los trabajos de la segunda fase continúan avanzando a buen ritmo.

A día de hoy han finalizado los trabajos de recuperación de la llanura de inundación y la ejecución de los cauces trenzados que conectarán el meandro de Soto Sardillas con el cauce actual del Arga y que también se comunican entre sí y con los tres humedales construidos, mientras se sigue trabajando en la retirada de los fangos acumulados en la madre vieja del Arga y en la reforestación de las 20 hectáreas de terrenos en los que se ha intervenido.

Los trabajos de la segunda fase, con un presupuesto de 7 millones de euros, consisten en dar continuidad a las actuaciones iniciadas en la fase anterior (retirada de los lodos y los rellenos colocados en las riberas durante la canalización del Arga); recuperar un antiguo meandro puesto en cultivo; la construcción de dos humedales adicionales adaptados a los hábitats del visón europeo; la retirada de los diques de defensa de la canalización en la zona inmediatamente aguas abajo del polígono industrial y plantaciones.

También se reconstruirá el dique de la margen izquierda retranqueado hacia el interior de la margen, mejorando así la capacidad de desagüe del río y con ello, la protección ante inundaciones de la población y del polígono industrial.

Ambas fases ejecutan de forma ininterrumpida, desde aguas abajo a aguas arriba, con el objetivo de que cada una sea funcional en sí misma. Hay que destacar que los trabajos realizados en la fase 1, cuya finalización está prevista para abril de 2018, han podido demostrar ya su eficacia durante las avenidas de carácter extraordinario registradas en enero de 2017.

Desde la organización señalan que este proyecto es "un ejemplo de coordinación administrativa, puesto que si bien está financiada por el Ministerio, para su ejecución es esencial la colaboración del Gobierno de Navarra y del Ayuntamiento de Funes, sin los cuales, no se podría desarrollar este proyecto".

PLAN PIMA-ADAPTA

Esta actuación ha sido declarada de interés general y se enmarca dentro del Plan de Impulso al Medio Ambiente para la Adaptación al Cambio Climático en España (PIMA-Adapta), en la Estrategia Nacional de Restauración de Ríos y en el Plan de Gestión de Riesgos de Inundaciones de la cuenca del Ebro (PGRI Ebro).

Además, dentro del Plan PIMA Adapta y en el marco de este proyecto, se está estudiando los efectos del cambio climático en la cuenca del Arga, especialmente relativos a la fusión nival prematura y su relación con los episodios de crecidas extraordinarias que se están sucediendo en esta cuenca en la última década.

Otro aspecto novedoso es la realización de una prospección de náyades de agua dulce propias de la cuenca del Ebro, tanto en el río Arga y Aragón como en el propio meandro de Sotosardillas, con el objeto de estudiar la existencia de estas poblaciones e inventariarlas.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Los niños de Funes defienden su municipio del riesgo de inundación del río Arga plantando sauces