• domingo, 18 de abril de 2021
  • Actualizado 17:15

 

 
 

SALUD

Un centro médico navarro participa en un ensayo europeo para encontrar un tratamiento frente a un dolor lumbar

La Clínica Universidad de Navarra participa en Respine, un ensayo clínico europeo para encontrar un tratamiento frente al dolor lumbar producido por esta dolencia.

Miembros del equipo investigador de la Unidad de Ensayos Clínicos y el
Departamento de Cirugía Ortopédica y Traumatología. De izq. a dcha.: Marta Oñaderra,
Maria José Cabodevilla, el Dr. Rafael Llombart, el Dr. Carlos Villas, el Dr. Matías Alfonso,
Nuria Bravo, Idoia Sanz e Irene Canales. CEDIDA
Miembros del equipo investigador de la Unidad de Ensayos Clínicos y el Departamento de Cirugía Ortopédica y Traumatología. De izq. a dcha.: Marta Oñaderra, Maria José Cabodevilla, el Dr. Rafael Llombart, el Dr. Carlos Villas, el Dr. Matías Alfonso, Nuria Bravo, Idoia Sanz e Irene Canales. CEDIDA

La Clínica Universidad de Navarra participa en un ensayo clínico europeo que pretende encontrar en la terapia celular tratamiento para el dolor lumbar que provoca la degeneración discal.

La Clínica participa en la fase III del proyecto Repine, coordinado por el Hospital Universitario de Montpellier y en el que participan otros hospitales nacionales y diez centros europeos.

"El estudio evalúa la eficacia de usar terapia celular avanzada, el empleo de células mesenquimales alogénicas de médula ósea en pacientes con degeneración discal sintomática", dice en un comunicado Matías Alfonso, codirector del departamento de Cirugía Ortopédica y Traumatología de la CUN.

Y al respecto destaca que hasta ahora los resultados en las fases I y II "han mostrado una mejoría progresiva de los parámetros funcionales de entre un 65 y 80% al año tras la inyección intradiscal de las células”.

Este ensayo va dirigido a personas entre 18 y 60 años con dolor lumbar crónico mayor de 4 en la escala visual analógica, que no respondan a los tratamientos convencionales y con una degeneración moderada de un solo disco intervertebral lumbar.

Se trata de un estudio doble ciego aleatorizado por lo que a la mitad de los pacientes se les introducen las células madres mesenquimales y a la otra mitad se le realiza un procedimiento placebo.

La degeneración discal puede ocasionar un dolor lumbar crónico provocando un empeoramiento de la movilidad y calidad de vida de quienes lo padecen, ya que la medicación y fisioterapia solo alivian temporalmente los síntomas y si el dolor se cronifica se hace necesaria una intervención quirúrgica.

Los interesados en participar en este ensayo clínico pueden contactar con el departamento de Cirugía Ortopédica y Traumatología a través de los correos [email protected] o [email protected]


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un centro médico navarro participa en un ensayo europeo para encontrar un tratamiento frente a un dolor lumbar