SOCIEDAD

El Consorcio EDER incumple la regla de gasto en más de 59.000 euros y obliga a Tudela a reducir varias partidas

El gerente de la entidad pública estuvo a punto de ser destituido a finales del pasado año y saldrá del cargo el próximo mes de octubre.

El gerente del consorcio Eder, Abel Casado (centro), junto al exalcalde de Tudela Eneko Larrarte (izquierda), y el presidente de la comisión ejecutiva, Eusebio Sáez. ARCHIVO
El gerente del consorcio Eder, Abel Casado (centro), junto al exalcalde de Tudela Eneko Larrarte (izquierda), y el presidente de la comisión ejecutiva, Eusebio Sáez. ARCHIVO  

El Consorcio EDER vuelve a estar en el centro de la polémica después de que la gerencia de este organismo haya incumplido la regla de gasto del 2019, al haber superado su límite en más de 59.000 euros.

Esta entidad pública trata de fomentar el desarrollo integral de la zona de la Ribera y de ella forman parte 26 localidades. De hecho, su presidencia la ostenta el alcalde de la más importante, Tudela, que ve incluido en sus cuentas anuales el gasto realizado por el consorcio.

Según los datos del Ministerio de Hacienda, el Consorcio EDER gastó en el año 2018 un total de 326.190,05 euros. Para el siguiente año, el 2019, el ministerio autorizó que esa partida creciera un 2,7%, hasta los 334.997,18 euros.

A esta última cifra hay que sumar los incrementos permanenetes de ingreso, que, según lo reportado por la entidad a Hacienda, son de 27.519,75 euros. Por tanto, la suma de ambas cantidades establece que el límite de gasto para el año 2019 era de 362.516,93 euros.

Sin embargo, el ministerio maneja unos datos según los cuales, el Consorcio EDER gastó el pasado año un total de 421.555,57 euros, esto es, un exceso de 59.038,64 euros del límite establecido, lo que comporta un incumplimiento de la regla de gasto aprobada por el Gobierno de España.

Esta gestión indebida de la entidad ha propiciado que el Ayuntamiento de Tudela haya tenido que ajustar diversas partidas de su presupuesto para que las cuentas no superen el gasto permitido. Esto es así porque el cumplimiento o incumplimiento de la normativa de estabilidad presupuestaria se mide tomando todas las entidades dependientes en su conjunto. Para el caso del consistorio de la capital ribera, se incluyen el propio Ayuntamiento de Tudela, la Junta Municipal de Aguas, Tudela Cultura, el Consorcio Vía Verde del Tarazonica, la Fundación María Forcada, la Fundación Dédalo y el Consorcio EDER.

COMPENSACIÓN DEL GASTO

En este sentido, el menor gasto de otras entidades del consistorio tudelano respecto al límite que tenían establecido para el año 2019 ha hecho posible compensar ese exceso de gasto cometido por la citada entidad.

Esta información ha trascendido siete meses después de que su gerente, Abel Casado, estuviera a punto de salir del cargo directivo después de que el presidente del consorcio, Alejandro Toquero (alcalde de Tudela), propusiera destituirlo y buscar a una persona más preparada para los retos que afronta el organismo.

Finalmente, y tras las presiones del Partido Socialista, las formaciones de izquierdas y los sindicatos, Casado mantuvo su puesto como gerente hasta el fin de su contrato, que se extinguirá en octubre de este mismo año 2020. Cuando se llegue a esa fecha, un proceso de selección determinará quién se pondrá al frente de la gerencia.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Consorcio EDER incumple la regla de gasto en más de 59.000 euros y obliga a Tudela a reducir varias partidas