PREMIUM  REVISTA

Una periodista navarra edita su primer libro, localizado en el Camino de Santiago por Baztán

La pamplonesa Katrin Pereda presenta 'El árbol de las historias vivas', una obra que contiene una mezcla de géneros.

La periodista pamplonesa Katrin Pereda ha editado su primer libro, 'El árbol de las historias vivas'. EFE/Jesús Diges
La periodista pamplonesa Katrin Pereda ha editado su primer libro, 'El árbol de las historias vivas'. EFE/Jesús Diges  

La periodista pamplonesa Katrin Pereda ha editado su primer libro, El árbol de las historias vivas, una novela "singular" que invita al lector a disfrutar de su imaginación con una historia de realidad "improbable pero no imposible" que la autora ubica en el Camino de Santiago por Baztán.

Así lo asegura la propia Pereda (Pamplona, 1988) en una entrevista con Efe, en la que explica que el planteamiento del libro aprovecha un entorno real, el de la ruta jacobea en su tramo de Baztán, para imbuir al lector en un escenario identificable y creíble y ahí hacerle vivir a través de los personajes una historia que se acerca al "realismo mágico".

"El lector se va a encontrar un libro que invita a ser peregrino, a atravesar los valles de Ulzama y de Baztán, a conocer las costumbres, la mitología y cultura de esta zona, y sobre todo va a tener la oportunidad de ser transportado a la historia de un pueblo ya desaparecido que se llamaba Zuriko", avanza Pereda.

Es cerca de allí donde recalan cuatro peregrinos perdidos en medio de una tormenta, que son acogidos en una casa construida en un árbol en medio del bosque por la misteriosa Gorixeti, quien en los varios días en los que los refugia les va contando los sucesos que llevaron años atrás a la desaparición de Zuriko.

"El árbol de las historias vivas" es así "una mezcla de géneros. No es una novela ni histórica, ni fantástica, ni solamente misteriosa. Tiene un componente de intriga importante, pero también lo tiene de conocimiento de la cultura navarra y sobre todo de esa zona", señala Pereda.

"También tiene un poco de ese realismo mágico, con algún elemento que, sin llegar a ser fantasía, también puede considerarse como improbable que suceda, pero no imposible", advierte la autora, colaboradora de Efe, que firma así un primer libro que presentará este lunes en un acto en la Biblioteca General de Navarra.

FACETA DE PERIODISTA

Asegura que su faceta de periodista ha sido esencial a la hora de abordar el trabajo de documentación imprescindible, junto a su propia experiencia como peregrina del Camino de Santiago, para las descripciones de la ruta y de lo que en ella se encuentran los personajes, que se detienen en Urdax, Maya o Ziga.

Así, plantea datos de historia y arquitectura "sin que suenen excesivamente aburridos, con ganchos que intentan atrapar al lector", pero que "se agarran a la realidad y, como en el periodismo, antes se ha comprobado que son ciertos".

El libro, pese a que su escritura se ha alargado ya que comenzó a planteársela tras finalizar el Camino de Santiago en 2012, "ha sido también algo divertido y un soplo de aire fresco, algo que necesitaba porque me gusta mucho imaginar, y ha supuesto tener esa libertad de poder plantear lo que yo quiera en cuanto a los personajes, a lugares fantasiosos, o a la trama".

"Ahí me he sentido muy cómoda, aunque en algunas ocasiones también ha sido el principal obstáculo, porque tanta imaginación a veces se convierte en un problema porque un libro tiene que ser cerrado. Y este tiene un final que es cerrado porque en él todo se convierte en un círculo y se entiende todo", avanza.

GANAS DE COGER ESAS PÁGINAS

Pereda comenzó a escribirlo "con dos objetivos muy claros. El primero, que la gente disfrutara. Cuando yo cojo un libro me gusta que me lleve a otro lugar, que me haga olvidarme de los problemas que he tenido, dónde estoy o quién soy, que me haga tener ganas de coger esas páginas y conectar con otras personas, llevarme a otro lugar y sufrir o reirme con otros personajes", plantea.

El segundo objetivo responde a su deseo de "incitar a que la gente haga ese Camino del Baztán, porque si bien es cierto que tampoco es totalmente desconocido, el Gobierno de Navarra lo llevó a Fitur este mismo año, sí es verdad que mucha gente no sabe de su existencia. Y es un camino que merece muchísimo la pena", asegura.

La trama de la historia en primer lugar pero también la descripción de los paisajes e incluso los nombres de algunos parajes y sobre todo de los personajes, suman para incrementar el halo fantástico de la novela, en la que el personaje que desgrana a los peregrinos las historias asegura que cada una de estas "sabe a algo".

Al respecto, "El árbol de las historias vivas" también tiene su propio sabor, señala la autora, que lo vincula con las tardes que ella misma pasaba en Bilbao con su abuela, quien leía cuentos a su nieta, la propia Pereda que hoy aprecia que este libro "sabe a ilusión, a ganas de escuchar y de que te lleve a un mundo que no es mágico pero sí consigue trasladarte a otro lugar".

Así, advierte de la carencia que muchos adultos tienen de escuchar historias de este tipo, como pudo comprobar en aquella ocasión en la que acudió una tarde a la Ciudadela de Pamplona a escuchar a un cuentacuentos y la sala estaba llena de gente adulta, "apenas había niños", lo mismo que le ocurrió de nuevo en una visita al museo del Leprechaun en Irlanda.

"Este es un libro que te invita a no perder el niño interior que todos llevamos dentro, que nos gusta que nos cuenten historias, que creamos en algo que no es la pura realidad del día a día, de despertarte ese afán de sentarte y escuchar. Y eso es algo que no debería perderse nunca", insta la autora.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Una periodista navarra edita su primer libro, localizado en el Camino de Santiago por Baztán