PREMIUM  SOCIEDAD

Navarra celebra por primera vez el Día Mundial del Pan con una donación a París 365

El pelotari Patxi Eugui, la periodista Amaia Madinabeitia y la dietista-nutricionista Arantza Ruiz de las Heras elaboraron pan en la fábrica de Ogipan para 300 comidas y cenas.

Sede de París 365.
Sede de París 365.  

Navarra celebra por primera vez el Día Mundial del Pan el viernes 16 de octubre con una donación del pan que necesita en sus 300 comidas y cenas diarias el Comedor Social París 365 de Pamplona, que fue elaborado en las instalaciones de Ogipan por el pelotari navarro Patxi Eugui, la periodista de Navarra Televisión Amaia Madinabeitia y la dietista-nutricionista del Complejo Hospitalario de Navarra Arantza Ruiz de la Heras.

Con esta acción, Ogipan quiere popularizar en nuestra región el Día Mundial del Pan (World Bread Day), que se celebra desde 2005 por iniciativa de la Federación Internacional de Panaderos con el objeto de promover el consumo de este alimento básico de la dieta mediterránea y de gran valor nutricional, recomendado para todas las edades y de precio asequible. La fecha se hizo coincidir con la celebración del Día Mundial de la Alimentación, que fue proclamado en 1979 por la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación).

Además, Ogipan repartirá mañana viernes gratuitamente 6.000 panes tipo “cabezón” de 200 gramos de su variedad más saludable, nature Non-E, sin aditivos ni  conservantes, y con una vida útil de cuatro días. El reparto se hará en sus 26 establecimientos entre los clientes que adquieran algún otro producto de panadería.

El pan es un alimento exento de grasa, con pocas calorías y muchos nutrientes, puesto que aporta al organismo humano hierro, zinc, magnesio, potasio, niacina y vitaminas del grupo B1, B2 y B6. El buen pan es muy importante para la salud por su aportación en hidratos de carbono de absorción lenta, que se almacenan en el cuerpo en forma de energía y no de grasa, por lo que está considerado una fuente óptima de calorías. Además, es saciante, por lo que su consumo moderado ayuda a controlar el peso, a pesar de la “mala fama” de que disfruta entre las personas que desean adelgazar.

Ante el auge de la comida rápida y de productos de elaboración industrial que contribuyen a la obesidad infantil, los promotores de la campaña en Navarra quieren transmitir las bondades del pan, que combina con todo tipo de alimentos y se recomienda en cualquier dieta equilibrada. Por este motivo, Ogipan solicitó la presencia en sus instalaciones de la dietista-nutricionista del Complejo Hospitalario de Navarra Arantza Ruiz de la Heras y del deportista Patxi Eugui, para visibilizar la importancia del pan en la dieta de los deportistas y las personas que deseen mantener un tono vital saludable. La periodista Amaia Madinabeitia ofrece en su programa diario Me importas tú informaciones relativas a acciones solidarias y noticias de interés para los consumidores.

El Comedor Social París 365 es una iniciativa de una fundación sin ánimo de lucro impulsada por cerca de trescientos socios que funciona desde 2009 en Pamplona. Gracias al trabajo de 200 voluntarios, puede ofrecer tres servicios al día: comidas y cenas presenciales en su local de la calle Mayor por el precio simbólico de 50 céntimos de euro cada una y desayunos gratuitos mediante el reparto de una bolsa con alimentos no perecederos. El 65% de su presupuesto anual lo cubre mediante autofinanciación y el 35% gracias a ayudas institucionales y de entidades financieras.

Pan sin aditivos. Para celebrar el Día Mundial del Pan entre los consumidores, Ogipan repartirá 6.000 piezas de su pan natural nature Non-E, sin aditivos ni  conservantes, ni colorantes, ni gasificantes ni antiapelmazantes, con materias primas de primera calidad y que, a diferencia de otros panes, precisa de cuatro días de elaboración y cuatro fermentaciones. Se utiliza masa madre a base de harina de gran calidad, agua y zumo natural de manzana, ingrediente éste último que le da el punto de acidez buscado y evita el uso del conservante químico E-300. Tras dejar refrigerada la masa madre en reposo 24 horas, se activa añadiendo agua y harina y se fermenta a 32 grados centígrados y con humedad constante (80%), lo que evita el añadido de mejorantes químicos y levaduras comerciales. El resultado final es un pan más jugoso al paladar, más crujiente aun teniendo una corteza más fina, más fácil de digerir y con una vida útil de cuatro días. Se elabora en  distintas variedades, lo que lo hace más aromático: blanco, integral, multicereal y centeno, así como especiales de naranja, vino, cerveza, con maíz, ecológico de trigo duro y ecológico de harina espelta.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Navarra celebra por primera vez el Día Mundial del Pan con una donación a París 365