PREMIUM  TELEVISIÓN

La noche en la que Natalia lloró en OT: "Los dioses de la música se están fijando en Pamplona"

La cantante navarra ha recibido una emocionante valoración por parte del jurado y se convierte en la única concursante que supera esta edición sin estar nominada.

La pamplonesa Natalia Lacunza interpreta The scientist, de Coldplay, en la décima gala de Operación Triunfo. RTVE
La pamplonesa Natalia Lacunza interpreta The scientist, de Coldplay, en la décima gala de Operación Triunfo. RTVE  

Era la noche más complicada de toda la edición de 'Operación Triunfo 2018'. La última noche en la que dos concursantes acabarían en la cuerda floja con las nominaciones. Y la pamplonesa Natalia Lacunza se desgarró y terminó llorando.

Terminó llorando de la emoción y felicidad por interpretar 'The scientist', de Coldplay, y convertir su número en una las canciones más sentidas que se han escuchado en 'OT'.

Natalia tenía acostumbrados a los profesores, el jurado y los espectadores a su buen hacer, siempre previsiblemente correcta y solvente sobre el escenario.

Tras varias semanas relegada a las primeras actuaciones de la escaleta, los responsables del programa reservaron su aparición para el penúltimo número de la noche, vistiendolo como uno de los platos fuertes de esta décima gala.

Pasadas las 12 y media de la noche, la de Pamplona subió al escenario con un vestido ceñido de color avellana con serigrafías geométricas y animales. Natalia se aferró al pie de micro y no defraudó las expectativas creadas a lo largo de la semana. Natalia tiró de dulzura y sentimiento para desgarrarse con 'The scientist' como nunca.

El público vibró tanto con su interpretación que los aplausos ensordecieron los últimos compases de la gran actuación de Natalia, que no pudo reprimir unas lágrimas al regresar con sus compañeros.

El presentador Roberto Leal preguntó incluso a la Navarra por cómo se sentía al verla tan conmocionada. "Me he emocionado mucho", acertó a explicar la joven artista.

El jurado se quedó sin palabras. Y los profesores recalcaron lo que la responsable de técnica vocal, Mamen Márquez, ya había reconocido durante los ensayos: "Es de lo más bonito que he visto en OT".

Faltaba que las buenas sensaciones se reflejarán en loa últimos veredictos del jurado. Tras la expulsión de María, que recibió el 43% de apoyo frente al 57% de la audiencia que salvó a Marta, quedaban 7 concursantes y solo 3 se librarían de la emoción.

La cantante y jurado Ana Torroja ya advirtió que la decisión era difícil  de tomar y que la de este pasado miércoles fue "una de las mejores galas de la edición".

"LOS DIOSES DE LA MÚSICA SE ESTÁN FIJANDO EN PAMPLONA"

El encargado de valorar a Natalia fue Joe Pérez-Orive, director de marketing de Live Nation, que dedicó unas emocionantes palabras a la cantante y a su ciudad natal.

"El 23 de junio estaba en Pamplona porque la gira de Operación Triunfo recalaba en la ciudad, en la plaza de toros", comenzó explicando Pérez-Orive justo la noche en la que se confirmó que OT 2018 tendrá nueva gira de conciertos y regresará a Pamplona.

El jurado describió aquel concierto vivido en la arena de Pamplona como una experiencia genuina: "Recuerdo esa noche como mágica, con un ambientazo espectacular. Recuerdo a una Amaia deslumbrante. Recuerdo estar entre el público y unas filas más adelante había un niño con síndrome de Down que estaba con su madre. Le va a hacer ilusión que le salude, se llama Ignacio".

"Estaba viviendo la música de tal manera que me acerqué a él y al final de la noche le pasé para que conociera a los artistas", relató el director de marketing para agradecer después que la familia de Ignacio le haya enviado un pañuelo de San Fermín con su nombre.

"Digo esto porque fue un momento maravilloso, difícil de expresar, y es muy parecido a lo que me ha pasado contigo esta noche cuando cantabas la canción de Coldplay", dijo el jurado a Natalia.

"Creo firmemente que los dioses de la música se están fijando en Pamplona y en su talento por alguna razón. Así que por esa razón y con el poder que me otorga este programa, ¡Pamplona y Natalia cruzad la pasarela!", sentenció el jurado para convertir a la pamplonesa en la única triunfita que no ha sido nominada en toda la edición.

NATALIA, ÚNICA CONCURSANTE SIN CONOCER LA NOMINACIÓN

De esta manera Natalia Lacunza sigue los pasos de Amaia Romero, que también logró salvarse en todos los veredictos del jurado en la pasada edición. Si seguirá la misma suerte que la de Mendillorri aún está por ver, pero de momento ha cuajado una de las actuaciones inolvidables de Operación Triunfo.

Junto a Natalia, Famous y Julia fueron los otros dos elegidos para cruzar la pasarela y la nominación quedó entre Alba (salvada por los profesores), Miki (salvado por los compañeros), Sabela y Marta, que se jugarán su expulsión la próxima semana.

Ellas dos son las últimas nominadas de la edición y la semana que viene se conocerá a los dos primeros finalistas. De momento, la pamplonesa Natalia Lacunza tiene muchas opciones de ser una de esas finalistas.

La noche dio para mucho ya que, además de las sorprendentes visitas de los familiares de los nominados y de las actuaciones de Cepeda y Ana Belén, todos los concursantes de Operación Triunfo estrenaron el himno de esta edición, 'Somos'.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La noche en la que Natalia lloró en OT: "Los dioses de la música se están fijando en Pamplona"