• miércoles, 29 de junio de 2022
  • Actualizado 12:24
 
 

ARTE

Descubre la réplica del Mapa de Abauntz que el Museo de Navarra ha prestado a la Fundación Oteiza

La réplica de esta pieza paleolítica se integrará en la exposición temporal “Paces de Urtubia 1513. Geografía y paisaje”.

Mapa de Abauntz.
Mapa de Abauntz.

El Museo de Navarra ha realizado una réplica de la pieza llamada “Mapa de Abauntz”, una de las representaciones cartográficas conocidas más antiguas del mundo, con objeto de prestarla a la Fundación Museo Oteiza para su exhibición en la exposición Paces de Urtubia 1513. Geografía y paisaje, comisariada por Gillermo Zuaznabar, que se celebrará entre el 26 de mayo y el 28 de septiembre de 2016. Esta exposición alude a la geopolítica y al orden administrativo de la sociedad desde una doble mirada, la de las primeras representaciones del territorio a través de la cartografía y la de los artistas contemporáneos y su visión de la construcción contemporánea del paisaje.

El Mapa de Abauntz es un canto rodado de piedra, procedente de la cueva de Abauntz (Arraitz Orkin, Valle de Ultzama), datado en el 9815 a.C. Su superficie está cubierta de representaciones grabadas a buril, que siguen los patrones del arte paleolítico de estilo franco-cantábrico. De compleja lectura, la doctora Pilar Utrilla y su equipo de la Universidad de Zaragoza lo han interpretado como un mapa del entorno de la cueva. En él se reconocen los accidentes geográficos más llamativos de la zona, identificables también hoy en día: la garganta entre la gruta y el monte San Gregorio, el arroyo Zalzadáin con los vados y zonas encharcadas durante la primavera, etc. Hay además dos rebaños de cabras localizados a ambos lados del río.

Esta representación se combina con grabados de animales a gran escala, entre los que resaltan un gran ciervo bramando, varias ciervas y un antropomorfo, quizás una escena de berrea. ¿Es un mapa, un plan estratégico para una cacería o el relato de una escena vivida? En cualquier caso, se trata de una representación excepcional en Europa occidental, tanto por su antigüedad, como por los recursos técnicos empleados, entre los que resalta la perspectiva conseguida mediante la superposición de las cabras que se esconden tras una rotura del bloque pétreo y la representación subjetiva del autor desde la boca de la cavidad. Una pieza singular que ilustra los logros alcanzados por la humanidad en la comprensión de la representación espacial, probablemente aplicados a un fin utilitario: la caza.

EXPOSICIÓN TEMPORAL

La reproducción realizada por el Museo de Navarra formará parte de Paces de Urtubia 1513. Geografía y paisaje, exposición que se integra dentro del proyecto de alcance internacional ‘Tratado de paz’, enmarcado en la Capitalidad Europea de la Cultura San Sebastián 2016, organizado junto al Museo de San Telmo y Koldo Mitxelena Kulturunea.

La muestra cuenta con el patrocinio de Telefónica y el apoyo de EU-Japan Fest y el Gobierno de Flandes. Además de la Fundación Museo Jorge Oteiza colaboran el Museo Vasco y de la Historia de Bayona, DIDAM, Ayuntamiento de Bayona, Artium Centro-Museo Vasco de Arte Contemporáneo de Vitoria-Gasteiz, Fundació Antoni Tàpies, Museo de Bellas Artes de Bilbao, Museo Zumalakarregi, Museo Laboratorium, VIII Centenario de la Universidad de Salamanca y Tabakalera Centro Internacional de Cultura Contemporánea.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Descubre la réplica del Mapa de Abauntz que el Museo de Navarra ha prestado a la Fundación Oteiza