PREMIUM  POLÍTICA

El exgerente de Sodena dice que el informe para no invertir en Davalor era tajante, algo que Ayerdi no obedeció

Carlos Fernández Valdivielso ha comparecido en el Parlamento y ha señalado que el informe sobre Davalor era "tajante" y "absolutamente claro".

Carlos Fernández Valdivieso, exdirector Gerente de Sodena, comparece en la comisión de investigación del Parlamento de Navarra. IÑIGO ALZUGARAY
Carlos Fernández Valdivieso, exdirector Gerente de Sodena, comparece en la comisión de investigación del Parlamento de Navarra. IÑIGO ALZUGARAY  

Un informe claro y tajante que desaconsejaba invertir en Davalor. Esa era la posición de Sodena hasta que Manu Ayerdi llegó al poder y desobedeció los informes y exámenes de los técnicos y le entregó a la compañía ahora quebarada, el primer millón de los más de tres que Navarra ha perdido. 

El exgerente de Sodena Carlos Fernández Valdivielso ha manifestado este viernes que el proyecto de Davalor Salud era "disruptivo" y "tecnológicamente interesante" pero que se encontraba en "una situación económica crítica" y "preconcursal".

Ha defendido así la decisión adoptada mientras él estaba al frente de la empresa pública de no invertir hasta que se recuperara económicamente la compañía.

Fernández Valdivielso ha comparecido este viernes en la comisión de investigación en el Parlamento foral sobre actuaciones de Sodena, en este caso sobre Davalor Salud, y ha precisado que bajo su dirección, entre enero de 2012 y septiembre de 2015, no se concedió ningún préstamo a la compañía. El compareciente salió de Sodena el mismo día en que el nuevo consejo de Sodena acordó conceder el préstamo.

El exgerente ha señalado que, tras el estudio de Davalor Salud por parte del equipo técnico de Sodena, en junio de 2015 el consejo de Sodena acordó no invertir en la compañía, pero "sí ayudar al máximo a Davalor y salvar los obstáculos para acometer la fase de inversión". El informe, ha indicado, era "tajante" y "absolutamente claro".

Ha incidido así que en junio la decisión adoptada era muy "clara" y que en septiembre, cuando el nuevo consejo de administración acordó conceder el préstamo, la situación "solo podía agravarse y no había indicios de mejora". A su juicio, de modificarse el informe de junio posteriormente sería para "ser más restrictivo" y "evidenciar con más intensidad la situación preconcursal".

Fernández Valdivieso ha señalado que lo habitual en Sodena cuando recibía una propuesta de inversión, mientras él fue director, era "recibir al equipo promotor, asignar un equipo técnico, realizar un estudio del proyecto, hacer un análisis más profundo de los aspectos financieros, elevar la propuesta al comité de dirección, donde se discutía y se pedía más información, que se recopilaba para volver al comité, que es quien tiene la última palabra para trasladarla al consejo y si iba al consejo se preparaba el informe".

Ha explicado que, tras alguna reunión anterior con el promotor de Davalor, en 2015 éste solicitó apoyo a Sodena y el proyecto se derivó entonces al equipo técnico correspondiente. "Este proyecto tenía una dimensión, un componente tecnológico y una financiación peculiar a través de 'crowdfunding', lo que nos hace tomar la decisión de dedicar más recursos de los habituales al estudio de este proyecto", ha explicado, para comentar que "me pareció que requería de un análisis muy riguroso". "Me despertó más cautelas que otra cosa", ha indicado, para destacar además que el proyecto "tenía un promotor con un perfil complejo en el trato". El caso, ha comentado, "merecía hacer un esfuerzo de la forma más rigurosa y exquisita posible".

Fernández Valdivielso, que ha dicho que en su época Sodena descartó el préstamo a Davalor dada su situación financiera, ha indicado que el informe de los técnicos "no se basaba en impresiones, sino en datos reales y está realizado de forma rigurosa y por un equipo competente". El informe recogía que la situación financiera de Davalor era "crítica", "una compañía en situación prácticamente preconcursal por la deuda que arrastraba". Se elevó al consejo el 23 de junio.

Según ha dicho, si este caso se elevó al consejo de la empresa pública es "porque había alguna posibilidad de toma de participación en Davalor, pero solo si se ponía al día la compañía financieramente y recibía los recursos adicionales necesarios".

Ha señalado que "cuando realizamos el informe tuvimos casi que realizar dos trabajos en paralelo, un trabajo con la información del equipo promotor y a la vista de los números que daba se hizo algo que no es muy habitual que es realizar otras proyecciones completamente diferentes". "Los números que daba de la compañía eran disparatados, fuera de toda regla y razón", ha opinado.

A la vista de la situación financiera de Davalor, el exgerente de Sodena ha comentado que el informe era "tajante", "absolutamente claro" y "desaconseja una inversión en la compañía". "Igual de cierto es que es se veía un proyecto disruptivo y que en caso de contar con los recursos suficientes podía resultar interesante, claro que sí", ha expuesto.

Según ha dicho, "si conseguíamos resolver esta situación, el proyecto tendría opciones y entonces encantados de colaborar". Por ello, ha señalado que Sodena "se prestó a seguir trabajando para resolver el problema, en la línea de rehacer el plan de negocio a números creíbles para los consejeros de Sodena y en la posible búsqueda de inversores profesionales". Así, ha explicado que en el mes de julio de 2015 continuó habiendo reuniones sobre este asunto. "Esta situación no se soluciona en un mes, avances hubo en intentar aterrizar los números y elaborar un listado de posibles socios inversores profesionales", ha insistido.

Al llegar al Gobierno el vicepresidente Manu Ayerdi, ha explicado Fernández Valdivieso, se reunió con él para "trasladarle varios asuntos prioritarios" entre los que no se encontraba Davalor. "Para mi ya era un tema resuelto, había ya pasado por el consejo de Sodena, y estábamos centrados ya en resolver la situación financiera", ha comentado.

Ha indicado además que trasladó a Ayerdi que en el consejo de Sodena había unos consejeros independientes, "profesionales de valía, eran gente muy preparada para esa responsabilidad" y le recomendó su continuidad. "Me dijo que inicialmente los iba a mantener mientras lo pensaba", ha señalado, pero sobre el 11 de septiembre ha explicado que se enteró de que iba a prescindir de los consejeros independientes.

Según ha dicho, a preguntas durante la comisión, se atreve a intuir que dichos consejeros "no hubieran permitido ninguna injerencia política" para adoptar una decisión.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El exgerente de Sodena dice que el informe para no invertir en Davalor era tajante, algo que Ayerdi no obedeció