• jueves, 05 de agosto de 2021
  • Actualizado 00:37

 

 
 

POLÍTICA

Sin sillones para tantos cargos: el Gobierno de Chivite busca 'espacios' para dar cabida al nuevo equipo

El nuevo Ejecutivo, conformado por 14 departamentos, no cabe en el Parlamento ni hay suficientes sillas 'oficiales' en el Palacio de Navarra.

Sillones gobierno 1
Sillones gobierno 1

Navarra se queda sin espacio para tanto Gobierno.

El nuevo Ejecutivo foral, liderado por la socialista María Chivite y que ha echado a andar esta semana de agosto, cuenta con una amplia estructura conformada por trece departamentos y la Presidencia. En total, catorce 'huecos' a los que hay que dar cabida para los próximos cuatro años en las diferentes instituciones forales.

La entrada en el Gobierno de Geroa Bai y Podemos ha provocado que el reparto de 'sillones' del nuevo Ejecutivo bata el récord de la historia democrática de la Comunidad foral con 8 consejeros socialistas, 4 responsables de Geroa Bai y 1 de Podemos.

Un equipo para el que parece que las instituciones no están preparadas.

Por ejemplo, la primera fila del Parlamento foral (reservada para el equipo de Gobierno) no cuenta con espacio suficiente para acoger a todos los consejeros. Ahora tiene trece plazas, una menos de las que necesita el Ejecutivo de Chivite.

Fuentes del Parlamento Foral consultadas por Navarra.com han confirmado esta situación sin que, por el momento, se conozca la solución al 'problema'.

Sin embargo, todo hace pensar que habrá que modificar la estructura de lugar para instalar nuevos puestos con micrófono, sillón 'rojo' y sistema de votación o, de lo contrario, algunos consejeros tendrán que compartir espacio de trabajo en el Legislativo.

Lo mismo ocurre con la sala en la que tradicionalmente tiene lugar la sesión de Gobierno.

La primera reunión del Gobierno de Chivite estuvo marcada, entre otras cosas, por la ausencia de las tradicionales sillas que siempre han acompañado a los diferentes equipos que han dirigido la Comunidad foral.

En concreto, en otras ocasiones las sillas lucían un respaldo rojo y estaban coronadas con un águila y las cadenas de Navarra. Pero, en esta ocasión, no se han podido usar porque falta una y se han empleado otras, con rayas doradas, que han tenido que quitarse de otra sala.

No sólo eso, los diferentes consejeros también han tenido que encontrar 'cabida' en los edificios oficiales de Navarra.

Así, en el Palacio de Navarra, además de la presidenta Chivite, tendrán su lugar de trabajo los dos vicepresidentes, Javier Remírez y José Mª Aierdi, además del consejero de Políticas Migratorias y Justicia, Eduardo Santos, aunque este último, hasta que las obras que se están llevando a cabo en Palacio permitan habilitar nuevos espacios, iniciará la legislatura en la sede de la Dirección General de Justicia, en la calle Monasterio de Irache, junto al Palacio de Justicia. Asimismo, continuará en su ubicación actual de Palacio la consejera de Relaciones Ciudadanas, Ana Ollo.

Los otros dos consejeros titulares de departamentos de nuevo cuño, Bernardo Ciriza (Cohesión Territorial) y Juan Cruz Cigudosa (Universidad, Innovación y Transformación Digital) han elegido como sede principal de sus departamentos, respectivamente, el edificio actual de la Dirección General de Administración Local, en la calle Arrieta; y el edificio Tracasa de Sarriguren, sede actual de la Dirección General de Informática, Telecomunicaciones e Innovación Pública.

Por su parte, la consejera de Derechos Sociales ocupará un despacho en la sede departamental de la calle González Tablas, en la capital navarra.

El resto de consejeros y consejeras ocuparán los despachos de los anteriores titulares de esas carteras: Elma Saiz en el edificio de Hacienda, en la calle Cortes de Navarra; Manu Ayerdi tendrá su Departamento de Desarrollo Económico y Empresarial, en los Edificios Inteligentes; Carlos Gimeno trabajará en la sede de Educación, en Cuesta de Santo Domingo; Santos Induráin en el Departamento de Salud en la calle Tudela; Itziar Gómez en las instalaciones de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, en la calle González Tablas; y Rebeca Esnaola, de Cultura y Deporte, en el edificio INAP en calle Navarrería.

EL EJECUTIVO MÁS NUMEROSO DE LA HISTORIA

Hasta la fecha, la máxima estructura se dio durante el último mandato del regionalista Miguel Sanz, en alianza con CDN, en los años 2007 -2011. En total, ese Ejecutivo estaba conformado por 12 departamentos y la Presidencia.

Sin embargo, con la llegada de la crisis y el ascenso al poder de la también regionalista Yolanda Barcina, el equipo al frente de Navarra comenzó a reducirse en los años posteriores. Pasando a 10 consejeros durante el cuarto mandato en solitario de UPN y 8 en la coalición UPN y PSN (tras la ruptura de Gobierno se mantuvo la estructura con los regionalistas en solitario).

Con la llegada del nacionalismo al poder, el cuatripartito comenzó a aumentar la estructura de Gobierno para dar cabida a más consejeros. Así, la pasada legislatura dirigida por Uxue Barkos contó con 9 consejeros y la presidenta.

EL COSTE DE UN GOBIERNO SOBREDIMENSIONADO

Un informe asegura que "teniendo en cuenta el salario de los consejeros y los cargos de libre designación asociados (sus jefes de gabinete, secretarios y auxiliares), las 4 nuevas consejerías costarán a las arcas forales solo en salarios 740.000 euros al año, casi 3 millones de euros a lo largo de toda la legislatura". 

En este sentido, se critica que "ninguno de los partidos que han llegado al pacto de gobierno parece estar especialmente preocupado por el sobredimensionamiento de la Administración, más bien al contrario".

Además, en el informe, se defiende que "el que haya más consejerías no asegura, por si mismo, que vaya a haber un mejor servicio públiconi que los ciudadanos vayamos a estar más o mejor representados. Lo que sí es seguro es el sobrecoste que va a suponer para las arcas públicas".

En este informe, realizado por Institución Futuro, se muestra como el salario anual de un consejero del Gobierno de Navarra es de 68.500,04 euros, mientras que el de un Jefe de Gabinete es de 54.628,84 euros. Además, los puestos de secretaría de consejo y de auxiliar del gabinete tienen un salario de 33.031,74 euros y 28.931,42 euros, respectivamente. 

Así pues, cada nueva consejería, tendría como mínimo (teniendo en cuenta solo esos cargos) un coste de 185.092,04 euros solo en salarios.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Sin sillones para tantos cargos: el Gobierno de Chivite busca 'espacios' para dar cabida al nuevo equipo