PREMIUM  POLÍTICA

Una organización abertzale carga contra la "nefasta" gestión de Ayesa en la MCP: "Imposiciones e inoperancia"

Lo acusa de haber entrado diciendo que quien mandaba era él y lo critica por haber incumplido los compromisos que adquirió con la plantilla".

Aritz Ayesa, expresidente de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona. MIGUEL SANTIAGO
Aritz Ayesa, expresidente de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona. MIGUEL SANTIAGO  

El sindicato LAB ha criticado duramente la pasada presidencia de Aritz Ayesa, concejal de EH Bildu en Ansoáin, al frente de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona, un cargo que intentó revalidar en la pasada elección, tratando de llegar a un acuerdo con el PSN que, finalmente, hizo acceder al poder al regidor municipal del Valle de Ollo, David Campión, el candidato independiente al que Bildu y los socialistas acordaron apoyar.

En un boletín publicado este mes de octubre, la formación abertzale denuncia las directrices totalitarias que registró Ayesa en su mandato en la presidencia de la mancomunidad, un puesto que, según LAB, es "desde donde se marcan las grandes líneas de actuación de la empresa, que después tendrán su reflejo en la plantilla, tanto en el trabajo como en el modelo de relaciones laborales".

LAB da cuenta en su información de que las elecciones arrojaron "unos resultados que hacían presagiar cambios, ya que, a priori, los números no daban para que quien había ostentado la presidencia pudiera repetir en el cargo".

Ese "a priori" que esgrime el sindicato esconde en realidad las negociaciones entre socialistas y abertzales, algunas de ellas secretas, que mantuvieron para acordar un candidato próximo a Bildu que el PSN respaldaría, ya que la gestión de la mancomunidad era otro de los pagos que los proetarras exigían al PSN como pago por permitir la presidencia del Gobierno de Navarra para María Chivite.

Sobre Ayesa, LAB expone que fue "un presidente que entró diciendo que mandaba él y, a tenor de lo que ha transcurrido durante este tiempo, hemos ido comprobando que ha hecho eso, mandar, que no liderar".

En palabras del sindicato abertzale, Ayesa fue "un presidente que entró diciendo que quería mantener una relación estrecha con la representación sindical, y esta terminó diluyéndose en el tiempo hasta su desaparición".

INCUMPLIMIENTO DE COMPROMISOS

Fue "un presidente -continúa LAB- que incumplió los compromisos que él mismo adquirió con la representación de la plantilla. Su preocupación ha estado inmersa en los politiqueos y en el postureo. Su prioridad ha sido esa y no otra".

Lo acusan desde el sindicato de haber realizado "una gestión nefasta para los intereses de la plantilla o, al menos, para las capas populares de esta. Es cierto que, para algunos, ha ido bien, nunca tan bien como hubieran esperado. Solo hay que ver las maneras en que le están despidiendo algunas personas para nada afines a la agrupación política a la que pertenece".

"Es paradójico -afirma LAB- que para aquellas gentes que albergábamos esperanzas de que algo diferente venía, después de que una y otra vez hubiera presidentes del régimen, hayamos visto frustradas dichas esperanzas, y aquellos otros que veían que el lobo se acercaba y que su statu quo podía peligrar hayan contemplado que les ha ido mejor que con sus predecesores. Y no solo han visto que sus intereses corporativos no peligraban, sino que han tenido en este presidente su mayor y mejor defensor".

"Reconocemos con tristeza y estupor que nuestro balance de estos cuatro años es negativo", remarca el sindicato, que añade que "hemos pasado de la esperanza a la desilusión, frustración y hartazgo".

INOPERANCIA

Para la organización abertzale, "el mayor reflejo de su inoperancia y déficit en su gestión es que se firmara un convenio sin contar con el consenso de la mayoría sindical y con el rechazo de la mayoría de la plantilla".

"También ha habido muestras de su falta de voluntad para negociar y acordar con la representación sindical, llegando a paralizar los procesos de selección y contratación", denuncia LAB sobre la presidencia de Aritz Ayesa.

"Y por si esto no fuera poco -apunta-, no tuvo reparo alguno en emplear la imposición vía decreto para generar cambios/empeoramiento en las condiciones laborales, recurriendo para ello a la reformar laboral del PP".

La despedida al ya expresidente de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona no puede ser más clara: "Agur, Aritz Ayesa, pudiste ser diferente, pero elegiste lo de siempre".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Una organización abertzale carga contra la "nefasta" gestión de Ayesa en la MCP: "Imposiciones e inoperancia"