POLÍTICA

Couso (Podemos) pide perdón a Anfas y Tasubinsa por decir que el pabellón Navarra Arena era como "un hijo tonto"

El político de la formación morada en Navarra ha considerado el comentario "desafortunado" y dice que no tenía intención de "agraviar".

Pleno del Parlamento de Navarra. Carlos Couso (1). IÑIGO ALZUGARAY
Pleno del Parlamento de Navarra. Carlos Couso (1). IÑIGO ALZUGARAY  

El parlamentario de Podemos Carlos Couso ha pedido este martes disculpas a Anfas y Tasubinsa por haber comparado el Pabellón Navarra Arena "con un hijo tonto", un comentario "desafortunado" que no tenía intención de "agraviar".

"Quiero aprovechar la ocasión para pedir disculpas por unas afirmaciones que hice la semana pasada y por las que algunos colectivos como Anfas o Tasubinsa, para mi sorpresa, se han sentido agraviados", ha indicado durante su intervención en una sesión de trabajo parlamentaria.

Couso hacía así referencia a unas declaraciones suyas según las cuales el Navarra Arena es para este Gobierno "como ese hijo que nace tarde, cuando ya nadie lo espera, y encima nace tonto y los padres no tenían preparada una habitación para él, y no se sabe muy bien qué hacer, pero hay que alimentarlo y hay que darle una educación para que no te salga un delincuente y al final te salga mucho más caro".

El comentario fue calificado de "cruel" por el presidente de Anfas y Tasubinsda, que además mostró su "total rechazo" porque el mismo ahondaba "en la discriminación de las personas con discapacidad" y echa por tierra "todos los esfuerzos realizados por las entidades navarras que trabajan por la inclusión social".

"No era mi intención, como ellos dicen en su comunicado, pero sí se han sentido agraviados no tengo por menos ni por más que reconocer que no ha sido afortunado y pedirles disculpas", ha dicho Couso


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Couso (Podemos) pide perdón a Anfas y Tasubinsa por decir que el pabellón Navarra Arena era como "un hijo tonto"