PREMIUM  PAMPLONA

Una veterana unidad de la Policía Municipal de Pamplona sopla 30 velas: estas son sus grandes intervenciones

Las UPAS, formadas por 16 agentes, realizaron el año pasado casi 2.500 intervenciones.

La concejala Itziar Gómez, Jesús Munárriz y Ángel Beortegui, presenta los actos de celebración del 30º aniversario la Unidad de Protección y Atención Social de Policía Municipal. IÑIGO A (2)
La concejala Itziar Gómez, Jesús Munárriz y Ángel Beortegui, presenta los actos de celebración del 30º aniversario la Unidad de Protección y Atención Social de Policía Municipal. IÑIGO A (2)  

La llamada Unidad de Protección y Atención Social de Policía Municipal de Pamplona (UPAS) cumple en 2018 treinta años de tarea dedicada al ámbito de la mujer (lucha contra la violencia de género), los menores (maltrato, delincuencia juvenil, mendicidad) y otros colectivos vulnerables, como personas mayores o drogodependientes.

Las UPAS, formadas por 16 agentes, realizaron el año pasado casi 2.500 intervenciones. Actuaron casi 1.900 veces en domicilios por temas de violencia familiar, trabajaron en 57 denuncias de ataques contra la libertad sexual o en 59 instrucciones de delitos protagonizados por menores en la ciudad.

Pero además esta brigada trabaja codo con codo con la Brigada Policía Judicial configurando ambas el Área de Mediación e Investigación de Policía Municipal, y participa como cuerpo de referencia en cuantas mesas institucionales se organizan sobre violencia de género.

Este miércoles la concejala de Seguridad Ciudadana y Convivencia, Itziar Gómez; el jefe de Policía Municipal, Jesús Munárriz, y Ángel Beortegui, comisario-jefe del Área de Mediación e Investigación, del que depende UPAS, han presentado algunas de las estadísticas y de los hitos de funcionamiento de este grupo de trabajo que se caracteriza por su especialización, la cercanía y protección a la víctima, la transversalidad de su planteamiento - tanto dentro del cuerpo local y de la administración municipal, como en el contacto con otras instituciones- y la preocupación, no sólo por abordar los resultados del delito, sino por investigar sus causas y trabajar en prevenirlas.

Asimismo han presentado el programa de unas jornadas específicas de conmemoración, abiertas a la ciudadanía, que tendrán lugar en el Baluarte los próximos 22 y 23 de marzo, y en las que participarán representantes de policías locales, de servicios sociales, magistrados, fiscales, abogados y personas que trabajan en el ámbito de la Igualdad, entre otros.

La UPAS nació como tal en 1988, inicialmente dotada con tres agentes que pronto se reforzaron con cuatro más. La unidad se creó con el objetivo de estar pegada a la calle para trabajar en problemas sociales de gran presencia: mendicidad infantil, maltrato, delincuencia juvenil y drogodependencia. El de Pamplona fue el primer cuerpo de policía en generar esta estructura que se oficializó como tal en 1990. Un año antes Policía Nacional había creado en Madrid el Grupo de menores- GRUME, un grupo especializado que posteriormente extendería a Barcelona y Valencia.

Hoy la UPAS, tras la aprobación del Reglamento de Organización y Funcionamiento, ha pasado a ser una brigada de 16 agentes, 6 de ellas mujeres, y, junto con la de Policía Judicial, forman el Área de Mediación e Instrucción de Policía Municipal, bajo la dirección de un comisario. Su planteamiento estratégico es mantener una respuesta específica para la atención de la violencia de género y sus víctimas, siempre dentro de un campo más amplio de colectivos vulnerables, y desde la especialización; la apuesta por la prevención con permanente análisis de situación y la realización del trabajo en coordinación con todos los actores e instituciones implicadas (sectores educativo, asistencial, judicial, mesas interinstitucionales de trabajo, etc.).

Como ejemplo de trabajo en el ámbito de la violencia de género las UPAS asisten a la víctima desde los primeros momentos, atienden a la recogida de pruebas en el lugar de los hechos y a la presentación de la denuncia, realizan el seguimiento del caso valorando la evolución del riesgo y asumen las diligencias de investigación, realizando las evaluaciones policiales de forma periódica que requiera el caso. En esencia se convierte en una policía de referencia para la víctima.

LOS DATOS DE UPAS: CASI 2.500 INTERVENCIONES EN 2017

UPAS trabaja en muchos campos. En total el pasado año la brigada computó 2.447 intervenciones. Destaca por su entidad lo relativo a los malos tratos en el ámbito familiar. En 2017 fue el 78% del total de intervenciones de la unidad, con 1.893 atenciones. Inmediatamente después, ya con un 7% (175), se sitúan las actuaciones con menores vinculadas a alcohol, gamberrismo, intervención en centros escolares, delincuencia juvenil o desapariciones.

La atención a requerimientos de órganos judiciales supuso el año pasado un 4% del trabajo (87 intervenciones). Entre los cometidos está el hacer averiguaciones en domicilio, detenciones y presentaciones en el juzgado o citaciones.

UPAS interviene también en situaciones vinculadas a problemas sociales (3% del total de su trabajo en 2017). Ahí se enmarcan situaciones como la mendicidad, los problemas vecinales, la protección de unidades de barrio, intervenciones si hay problemas con personas transeúntes, etc.

En estos temas el año pasado la brigada casi llegó a las 700 intervenciones. UPAS es el grupo de trabajo que acude cuando se debe producir una intervención con personas con problemas de salud mental.

Destaca la intervención de esta brigada en los delitos contra la libertad sexual ya que, aunque el año pasado supusieron sólo un 2% de su trabajo (57 intervenciones), este es uno de los campos más transversales y con mayor difusión pública de la Policía Municipal.

Sus agentes se encargan de lo relativo agresiones y abusos sexuales, tanto entre adultos, como entre menores, como en situaciones mixtas. También llevan los casos de exhibicionismo. En 2017, contando únicamente casos en lo que se interpusieron denuncias, UPAS trabajó en 10 agresiones sexuales (3 de ellas involucraban a menores) y 32 casos de abusos, además de en 10 casos de exhibicionismo. En 2016 esas cifras fueron mas altas. Se computaron 23, 26 y 15 intervenciones, respectivamente.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Una veterana unidad de la Policía Municipal de Pamplona sopla 30 velas: estas son sus grandes intervenciones