SOCIEDAD

Pamplona exige la apertura de fronteras a los refugiados y rechaza el acuerdo de la UE con Turquía

La comisión de Asuntos Ciudadanos aprueba una declaración en la que reclama el cumplimiento del cupo de “al menos” 300 refugiados en Navarra.

Refugiados en Europa. /AUNOM
Refugiados en Europa. /AUNOM  

El Ayuntamiento de Pamplona ha aprobado hoy en la comisión de Asuntos Ciudadanos una declaración para exigir a la Comisión europea y a los estados UE, incluyendo a España, el envío inmediato de ayuda humanitaria a Idomeni, el espacio entre Grecia y Macedonia en el que han quedado atrapados miles de refugiados por el cierre de las fronteras.

Asimismo en la declaración el Consistorio exige la inmediata apertura de ésta frontera y del resto de líneas divisorias internas de la UE, estableciendo vías de acceso seguras para las personas que están tratando de llegar a Europa. Paralelamente, la declaración reclama que no se expulse a aquellos refugiados que se encuentren ya en el continente y hayan llegado por vías inseguras. En ese sentido, el texto insiste en la necesidad de cumplir la legalidad internacional en materia de asilo, haciendo una lectura amplia y generosa de la misma “y no restrictiva y de incumplimiento, como la que hoy en día practican los estados europeos”.

El Ayuntamiento de Pamplona reclama el traslado inmediato a Navarra de, al menos, las 300 personas del ‘cupo europeo’ que corresponde a la Comunidad foral y que se realice su acogida por parte del Gobierno de Navarra. Según la exposición de motivos “Europa (...) hizo un plan que (...) por lo menos reubicaba a 120.000 personas. Cinco meses después no llegan a 300 las personas reubicadas en Europa. En el caso del Estado español, de las 15.000 personas que debían venir, sólo han llegado 18, ninguna a Navarra”.

La declaración aprobada en la comisión de Asuntos Ciudadanos exige la modificación de las políticas de migración, derogando la Ley de Extranjería, y apostando por políticas basadas en la acogida y defensa de los Derechos Humanos y no “en el castigo y la expulsión”. Asimismo recuerda que el artículo 13 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos reconoce el derecho a la libre circulación de las personas.

Finalmente, el texto aprobado rechaza el principio de acuerdo entre la Unión Europea y Turquía e insta las autoridades a reconsiderar el mismo y pide que en el próximo Consejo europeo se llegue a soluciones que combinen el derecho internacional con la atención humanitaria a los refugiados.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona exige la apertura de fronteras a los refugiados y rechaza el acuerdo de la UE con Turquía