PAMPLONA

Maya ve en la crisis una "oportunidad para buscar consensos políticos y que nos dejemos de tontadas"

El alcalde de Pamplona ha reconocido que el Covid-19 ha sido "duro" pero asegura que ve un acercamiento entre los grupos políticos.

Parte de los concejales y el alcalde, Enrique Maya, del Ayuntamiento de Pamplona durante el pleno de este jueves. PABLO LASAOSA
Parte de los concejales y el alcalde, Enrique Maya, del Ayuntamiento de Pamplona durante el pleno de este jueves. PABLO LASAOSA  

El alcalde de Pamplona, Enrique Maya, ha reconocido que ser testigo del parón de la actividad en la capital navarra durante la pandemia de COVID-19 ha sido "duro", aunque, por otro lado, ha destacado que observa un "acercamiento" entre los grupos municipales.

Maya, en una entrevista con Efe, se ha mostrado satisfecho de la gestión de la crisis sanitaria que ha hecho el Ayuntamiento de Pamplona y ha destacado que "esa satisfacción la corrobora de alguna forma la unanimidad que está habiendo en los grupos políticos" a la hora de trabajar ante el COVID.

La labor de la Policía Municipal, ha dicho, puede ser "más reconocible", pero el trabajo del Área de Servicios Sociales "ha sido espectacular" y está "muy orgulloso de lo que se ha hecho" en ese sentido.

El alcalde ha comentado que el Ayuntamiento de Pamplona está "en una situación económica de una deuda reducida" y, por tanto, "con capacidad para responder a un incremento de esa deuda". De hecho, ha añadido, "hay que incrementarla, porque, en tiempos de crisis, para eso están las posibilidades de endeudamiento".

Aunque de momento la situación económica municipal no es mala, ha matizado, "cada mes que pierdes actividad, cada mes que no cobras esos impuestos que estaban previstos, se va incrementando el problema".

"Si los efectos duran en el tiempo, vamos a tener todos un problema, pero lo que sí puedo decir es que nosotros vamos a asumir la responsabilidad de poder endeudarnos más, pero, eso sí, para destinarlo a algo que vuelva a generar actividad", ha declarado.

Al respecto, ha señalado que la "prioridad uno" deben ser "los que no tienen para el día a día". Sin embargo, ha afirmado, "tenemos que seguir generando actividad" en la ciudad y el dinero disponible "no puede ir a hacer unas obras que en un momento dado teníamos ilusión de hacer. Ahora es el momento para otras cosas".

Por ello, ha transmitido el mensaje de que "estén tranquilos los ciudadanos, que asumiremos nuestra responsabilidad y, si es necesario, nos endeudaremos más, porque podemos hacerlo". Es preciso actuar para recuperar la actividad, ha apuntado, porque "los efectos, cada día, cada semana que pasa, son más difíciles de recuperar".

Maya ha indicado que la fase aguda de la pandemia fue "una situación de una gran impotencia", porque "te dices, yo soy el alcalde de esta ciudad, que está confinada, que está pasándolo muy mal, y con todas las incógnitas del futuro".

Por otro lado, ha valorado, esta puede ser "una oportunidad para buscar consensos políticos y que nos dejemos de tontadas, a ver si por fin ya no estamos debatiendo de cosas que no valen para nada y nos centramos en salir de ésta".

"¿Llegará ese nuevo tiempo que los ciudadanos reclaman, de que de verdad estemos codo con codo los políticos?", se ha preguntado Maya, quien ha admitido que esa posibilidad le "ilusiona".

El alcalde ha deseado que el periodo post-COVID sea "el mandato de los consensos, del cambio, y de hecho yo lo voy notando", porque, a pesar de la "escenografía política", está observando "un acercamiento político en lo importante".

"Frente a un gran problema, a ver si demostramos políticamente que sabemos buscar grandes soluciones", ha agregado.

"CONTENTO" POR SER VICEPRESIDENTE DE UPN

Igualmente, Maya ha afirmado que, tras el Congreso de UPN del pasado domingo, Javier Esparza es el presidente y él es el vicepresidente "de todos los afiliados" de la formación regionalista.

Maya ha asegurado estar "contento" de su elección como vicepresidente de UPN, aunque "es una decisión que tampoco es fácil", porque "uno tiene ya una edad, unas dedicaciones políticas como alcalde que le llevan muchas horas". Sin embargo, ha subrayado que en un momento dado se dijo: "yo no puedo estar al margen de esto, yo tengo que implicarme".

Antes del Congreso, ha apuntado, recibió peticiones para que se presentara candidato a la presidencia, pero consideró que "cada cosa tiene su momento y su perfil de candidato".

"Cada uno tiene su momento, y yo sabía que me iba a implicar e iba a hacerlo con un candidato", ha señalado Maya, quien ha aseverado que a los dos candidatos (Javier Esparza y Sergio Sayas) los conoce hace mucho tiempo, pero "con Javier he trabajado mucho y me parecía el candidato con el que yo debía estar".

El alcalde, quien ha asegurado que está "superilusionado" con su nueva responsabilidad en el partido, ha admitido que "hay cosas que mejorar" en UPN y tienen ideas para hacerlo, pero "hay un mensaje claro: Javier Esparza es el presidente y yo soy el vicepresidente de todos los afiliados".

A partir de ahí, ha destacado, "a trabajar, porque lo que ha pasado en el Congreso es importante, pero lo que es importante es que los 127.000 que nos votaron en Navarra sean 140.000; ese es el objetivo, el Congreso ya pasó".

Entre esos cambios a realizar, ha comentado que habría que mejorar el contacto con los afiliados y atraer a los jóvenes al partido.

Sobre los primeros, ha comentado que, "si te pones en la piel de un concejal de un pueblo pequeño de Navarra, que está dando la cara por sus ideas", se comprende que "muchas veces necesita más apoyo", lo cual "no es fácil, porque Navarra es muy grande, tiene poca población, hay muchos ayuntamientos, muchos concejales".

Respecto a la juventud, ha puesto de relieve que "todo partido necesita llegar a los jóvenes", que "a veces nos tachan de muy conservadores y de retrógrados. Tenemos que explicar lo que somos para que los jóvenes estén a gusto con nosotros".

Maya ha hecho un balance positivo de la coalición Navarra Suma (UPN, Ciudadanos y PP), que "fue una decisión que yo apoyé en su momento y que ha sido realmente útil".

En la coalición, ha considerado, UPN "no ha perdido su rol y su papel" y en su momento "eso quedó claro, quien lleva la voz cantante es UPN y Javier Esparza", aunque también ha habido una "enorme lealtad entre todos". 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Maya ve en la crisis una "oportunidad para buscar consensos políticos y que nos dejemos de tontadas"