PREMIUM  PAMPLONA

El Gobierno foral y el Ayuntamiento de Pamplona se enfrentan por Salesianos: Geroa Bai carga contra Joseba Asirón

El UPN ha pedido a Uxue Barkos que no ceda al "chantaje" de Bildu y se pronuncie contundentemente a favor de las nuevas viviendas y el centro de FP.

Fotomontaje de las imágenes de la presidenta del Gobierno de Navarra, Uxue Barkos, y el alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, frente al colgeio de Salesianos. NAVARRA.COM
Fotomontaje de las imágenes de la presidenta del Gobierno de Navarra, Uxue Barkos, y el alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, frente al colgeio de Salesianos. NAVARRA.COM  

El proyecto de construcción de cuatro torres residenciales en la parcela del colegio de Salesianos ha desatado una guerra intestina entre los socios del cuatripartito, especialmente entre Bildu, al frente del Ayuntamiento de Pamplona, y Geroa Bai, encabezando el Gobierno foral.

Ya no se esconden los desaires entre Joseba Asirón y Uxue Barkos. Este viernes ha sido el alcalde de Pamplona el que ha organizado un rueda de prensa para exigir al Ejecutivo foral que paralice la subasta de las parcelas de Salesianos.

Unas horas ha tardado en responder Geroa Bai, que ha enviado un comunicado a los medios denunciando la doble vara de medir del alcalde de Pamplona. La formación de Barkos ha criticado que Asirón pida la paralización del plan "cuando hace unos meses el Consistorio firmó la licencia de reparcelación, iniciando así los trámites del proyecto".

Para la coalición, las declaraciones realizadas este por Asirón "lo único que hacen es generar expectativas falsas en la ciudadanía navarra, ya que la paralización del proyecto conllevaría indemnizaciones millonarias".

Sobre la opción de cambiar las torres proyectadas por manzanas "acordes al modelo clásico del Ensanche", Geroa Bai ha recordado que el proyecto de Salesianos "no es un proyecto elegido por el Gobierno, sino un proyecto que ganó un concurso internacional, por lo que no se puede manipular o modificar dicho concurso".

GEROA BAI CONTINÚA ADELANTE CON LO QUE TACHA DE "HERENCIA ENVENENADA"

La formación nacionalista ha afirmado que "siempre ha mostrado su oposición al proyecto al considerarlo un despropósito urbanístico", pero ha recordado que "fue UPN, con el apoyo imprescindible del PSN, quienes acordaron e hicieron irreversible y definitiva su puesta en marcha". "Es una herencia envenenada de UPN que ahora el Gobierno y el Ayuntamiento del cambio deben asumir por responsabilidad y primando el interés general", trata de justificar Geroa Bai para hacer uso político de su decisión.

"El Ayuntamiento de Pamplona tuvo que dar luz verde a las licencias de parcelación, y ahora el Gobierno de Navarra está también obligado a ejecutar este proyecto y llevar adelante la subasta, por lo que es contraproducente tanto para el cambio como para la ciudadanía navarra generar expectativas falsas afirmando que el proyecto puede paralizarse", señala la coalición.

Para Geroa Bai, "los esfuerzos de las fuerzas del cambio debieran centrarse en modificar la figura de los PSIS, un punto contemplado en el Acuerdo Programático, y no seguir ahondando en generar fricciones con herencias pasadas en las que, con la actual legislación, el margen de maniobra de las distintas Administraciones es muy limitado".

Finalmente, la formación ha asegurado que el actual Gobierno de Navarra "ha dado la vuelta lo máximo posible al modelo de gestión de UPN, que primaba los aspectos especulativos de este proyecto", trabajando por un nuevo convenio "más garantista con el interés público, con menos riesgo, introduciendo cláusulas sociales y garantizando que, si hay beneficios económicos, se destinarán a vivienda social y no al enriquecimiento privado".

UPN PIDE A BARKOS QUE "DIGA CON CLARIDAD" SI CONTINUARÁ CON SALESIANOS

Por su parte, UPN pide que se deje de especular con el proyecto de viviendas y al construcción de un nuevo centro educativo de Formación Profesional y pide a la presidenta del Gobierno foral que se pronuncie tajantemente sobre la continuación del proyecto.

El presidente de UPN, Javier Esparza, ha exigido este viernes a Barkos que “diga con claridad que el proyecto de Salesianos no se va a paralizar tal como pretende su socio de gobierno, el alcalde Asirón”. “La presidenta debe dar una respuesta contundente que tranquilice a la sociedad navarra ante la gravedad del asunto”, ha señalado Esparza, que ha anunciado que va a solicitar la comparecencia de Barkos en el Parlamento.

Para el presidente de UPN, “tanto Barkos como Laparra deben ser firmes y demostrar que no ceden al nuevo chantaje de Bildu, es decir, que defienden el interés general y no vuelven a someterse a los del ‘No al desarrollo” de Navarra”.

Esparza ha destacado que “los que se oponen a todo lo que suponga avance y desarrollo para Navarra, como el Canal, el TAV, Aroztegia, autovías, etc., vuelven a poner excusas para paralizar ahora Salesianos, un centro que ha permitido y está permitiendo que miles de navarros de toda la comunidad tengan una formación de calidad y un futuro laboral, que tiene un enorme valor social porque es ejemplo de integración, de equidad y de igualdad de oportunidades para muchos jóvenes y que ha contribuido a hacer de Navarra una tierra más competitiva”.

“Siempre hay una excusa para todo, pero la realidad es que a quien tratan de perjudicar es al conjunto de la sociedad navarra y al futuro de esta tierra, que tiene mucho que ver con la apuesta por centros como Salesianos”, ha agregado.

LOS REGIONALISTAS DENUNCIAN LA "PARALIZACIÓN" DE LA COMUNIDAD FORAL

Asimismo, ha señalado que “esto pasa cuando se hacen pactos en los que se anteponen sillones al bien común” y ha recordado que “Bildu gobierna en Pamplona porque Barkos ha querido con tal de llegar al poder”.

“Lo más grave ahora es que, con Bildu al frente del ayuntamiento y como socio principal del Gobierno de Navarra, las disputas sectarias y partidistas de los socios están condenando a la paralización de la Comunidad Foral”, ha manifestado.

Según el presidente de los regionalistas, “resulta inaudito que el alcalde de Pamplona pida que sus socios de gobierno se salten la ley y paralicen un procedimiento iniciado reglado y aprobado conforme a la normativa”.

“En democracia las leyes obligan a todos y por tanto ningún representante público está legitimado para hacer prevalecer su criterio partidista por encima de la ley”, ha aseverado.

Finalmente, ha destacado que “los pretextos esgrimidos por Asirón para paralizar el proyecto de Salesianos carecen de toda solvencia jurídica y lógica y deben ser desautorizados por los representantes del Gobierno foral”.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Gobierno foral y el Ayuntamiento de Pamplona se enfrentan por Salesianos: Geroa Bai carga contra Joseba Asirón