PREMIUM  PAMPLONA

Pamplona destinará tres millones de euros para la protección de menores con síntomas de desadaptación

Comprende a la población infantil y adolescente de 0 a 18 años, así como a los progenitores y tutores.

Un alumno durante una clase en el colegio. ARCHIVO
Un alumno durante una clase en el colegio. ARCHIVO  

El Ayuntamiento de Pamplona va a destinar hasta 2024 más de 3 millones de euros para la gestión del servicio municipal de intervención familiar en el ámbito de la promoción, atención y protección de la población infantil.

La Junta de Gobierno Local ha aprobado este lunes la contratación de esta gestión mediante procedimiento abierto superior al umbral comunitario para el periodo entre el 1 de junio y el 31 de diciembre de este año por un importe máximo de 425.511 euros (IVA incluido), con la posibilidad de 4 prórrogas anuales para 2021, 2022, 2023 y 2024.

Esta intervención familiar se centra en la atención socioeducativa en los domicilios particulares de unidades familiares de Pamplona que el Equipo de Atención a la Infancia en Dificultad Social del Ayuntamiento derive.

Comprende a la población infantil y adolescente de 0 a 18 años, así como a los progenitores y tutores legales con el objetivo de modificar relaciones familiares inadecuadas, reducir las situaciones de desprotección infantil mediante el establecimiento de planes individuales y globales de trabajo con cada familia, y de dotar a los progenitores de competencias y habilidades para satisfacer las necesidades básicas de sus hijos, tanto emocionales como cognitivas y sociales, y lograr un manejo más eficaz de su conducta.

De esta manera, se ponen a disposición de las familias herramientas que posibiliten cambios sustanciales en las relacionales en las que se encuentran atrapadas y que les llevan a propiciar conductas de maltrato o negligencia, afectando gravemente a las personas menores de edad.

El programa establece como finalidades básicas de la intervención familiar poner fin a la situación de riesgo y/o desprotección evitando la separación de menor y familia; rehabilitar a la familia para que críe y cuide a las personas menores de forma adecuada, permitiendo que vuelvan al hogar desde el centro o familia de acogida donde se encuentre; y completar la información disponible sobre la situación de menores y adolescentes del núcleo familiar para planificar la intervención.

Entre las personas a las que se dirige el programa se encuentran menores con síntomas serios de desadaptación personal, social y escolar que hacen pensar en la existencia de un riesgo de desarrollo de conductas disruptivas, y a familias en situación de alto riesgo de desarrollo de problemas de desprotección infantil.

Durante el desarrollo de la intervención se trabaja con las familias en la toma de conciencia de las dificultades que tienen y su origen, se ayuda a introducir cambios para resolverlas, se refuerzan los aspectos positivos y los recursos de los núcleos familiares, se promueve el tratamiento de trastornos psicopatológicos o problemas emocionales, se atajan las dificultades de relaciones intrafamiliares y se potencia que las personas menores disponga en su entorno inmediato de modelos adultos positivos.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona destinará tres millones de euros para la protección de menores con síntomas de desadaptación