• lunes, 06 de diciembre de 2021
  • Actualizado 13:20

 

 
 

OSASUNA

Vuelve a El Sadar la antigua rivalidad deportiva con el Real Oviedo

Los asturianos se quejan de la victoria rojilla en Anoeta, con gol de Iván Rosado en 2001, y culpan a la R. Sociedad de dejarse ganar.

Formación del Real Oviedo en el Tartiere.
Formación del Real Oviedo en el Tartiere.

El Real Oviedo es el próximo rival de los rojillos este sábado (20,15 horas) en el estadio de El Sadar. Los asturianos no pisan Pamplona en partido oficial desde el domingo 15 de octubre de 2000. Llegan con Koné en sus filas, que mantiene un litigio con el club rojillo por el contrato que incumplió, el ex rojillo Pablo Hervías y el incombustible meta Esteban.

Era la quinta jornada de liga en primera división, después del ascenso rojillo con Lotina en el banquillo. Osasuna no pudo pasar del empate (0-0) en El Sadar ante el Oviedo. Un empate que supo a mucho porque José Manuel Yanguas fue expulsado por Daudén Ibáñez en el minuto 26 por recibir dos tarjetas amarillas.

Miguel Ángel Lotina alineó en este encuentro a Nuno, Cruchaga, Vidakovic, Mateo, Yanguas, Ángel, Sena, Alfredo, Palacios, Sabino y Armentano. En la segunda parte también jugaron Ángel Luis, Lekumberri e Iván Rosado.

El Real Oviedo de Radomir Antic alineó a Esteban (actual portero del equipo asturiano), Keita, Danjou, Martinovic, Boris, Amieva, Onopko, Iván Ania, Tomic, Losada y Oli. Tras el descanso jugaron también Nadj, Moller y Rubén.

En la segunda vuelta llegó el partido en la capital asturiana y los rojillos ganaron 2-3 en el recién estrenado Nuevo Tartiere el 25 de febrero de 2001. Fue un encuentro donde los asturianos ganaban 2-0 al descanso (goles de Oli y Tomic) y Lotina salvó la cabeza quitando a Vidakovic en el descanso y con la reacción de su equipo en la segunda parte. Dos goles de Álex Fernández (minutos 53 y 69) y uno de Iván Rosado (m.71) cambiaron la temporada.

Se llegó a la última jornada de liga 2000-01 con Osasuna obligado a ganar en Anoeta, con la Real salvada, y dependiendo del Oviedo. Los del principado necesitaban el empate en Mallorca para evitar el descenso y no dependían de nadie. 

Hubo milagro. Los de Lotina ganaron en San Sebastián (0-1) con gol de Iván Rosado y el Oviedo perdió en Mallorca (4-2) y descendió a Segunda. La afición asturiana echó la culpa de su descenso al equipo guipuzcoano. Dicen que se dejó ganar.

Desde entonces, no se han vuelto a encontrar. El Oviedo se ha pegado catorce campañas fuera de la Primera y Segunda división, mientras que los rojillos han disfrutado de la liga BBVA hasta 2014.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Vuelve a El Sadar la antigua rivalidad deportiva con el Real Oviedo