SUCESOS

Olvidan a un niño de tres años en un autobús escolar y el centro denuncia que "obligan a dimitir" a la directora

Cuando desde la empresa de transportes se percataron de lo sucedido, regresaron con él al centro escolar, tras estar toda la mañana fuera.

Imagen de archivo de un niño andando por el pasillo de un autobús. ARCHIVO
Imagen de archivo de un niño andando por el pasillo de un autobús. ARCHIVO  

Un niño de tres años estuvo varias horas solo dentro del autobús escolar que tenía que haberlo dejado en el colegio y del que no llegó a bajarse. Los hechos ocurrieron el pasado martes 29 de septiembre por la mañana.

El autobús que realizaba a primera hora el servicio escolar para el colegio Luis Seoane, de Mera (Oleiros, A Coruña), dejó a los alumnos a las puertas del centro escolar donde se bajaron todos los pasajeros, menos uno, que se quedó en su asiento, según informa La Voz de Galicia.

Cuando desde la empresa de transportes se percataron de lo sucedido, regresaron con él al centro escolar, tras estar toda la mañana fuera.

Así lo han explicado desde el centro y el ayuntamiento, que denuncian que, tras lo sucedido la Jefatura Territorial de Educación "decidió obligar a la directora a dimitir", una medida que rechazan ya que la eximen de cualquier responsabilidad.

En un comunicado, los miembros del claustro y el personal no docente de este centro exponen que "la empresa de transportes contratada por la Xunta de Galicia para transportar al alumnado, se olvidó de bajar a un niño de Educación Infantil y dejarlo en el colegio como es habitual".

El niño fue llevado de vuelta a las dependencias de la empresa y desde el centro aclaran que "no llegó a poner un pie en el recinto escolar por lo que se consideró que la familia no lo enviara al colegio".

PIDEN ANULAR LA DIMISIÓN

En su comunicado, añaden que, tras estos hechos, "la Jefatura Territorial decide obligar a la directora a dimitir, manifestando que perdió la confianza en ella", una conducta que el alcalde de Oleiros, Ángel García Seoane, califica de "fascista".

El claustro y el personal no docente expresa su "malestar y repulsa" por la actuación de la Jefatura Territorial "de cargar toda la culpa ante la figura de la dirección" y defienden que la directora es "una persona responsable, trabajadora" y una "infatigable profesional que en todo momento actúa para salvaguardar el estado emocional del niño y su familia".

"Así como dar la cara y reconducir lo sucedido hacia un cauce lo más mediador posible entre la empresa de transporte y la familia". "Sin eximir en ningún momento de sus funciones de representación de la administración en el colegio", apostillan. Por todo ello, piden que se anule "la dimisión obligada" de la directora y defienden que su actuación fue "responsable, activa e impecable".

"Las responsabilidades de este hecho recaen en otros agentes externos al centro educativo" y apelan a que la resolución del caso sea entre la administración y la empresa contratada y no forme parte "de un juicio popular en el que se incite a cortar cabezas de una forma poco ortoxoa y sensacionalista".

RESPALDO DEL ALCALDE

Por su parte, el regidor de Oleiros admite que se trata de un "gravísimo acontecimiento" lo sucedido con el menor en el servicio de transporte escolar, pero también que la directora fuese "obligada a dimitir".

Además de calificarla como una directora "ejemplar", insta a luchar "para que siga en su cargo". "Si mañana se mantiene el cese, haremos una convocatoria a todo el pueblo de Oleiros para movilizarnos y protestar".

"La responsabilidad del grave suceso ocurrido con el menor", del que explica que quedó en el autobús durante toda la mañana, "es de la compañía de transportes y de la persona que realiza las tareas de acompañamiento y el cuidado en el autobús, contratados por la Xunta".

"Es la Xunta la responsable de estos hechos tan graves e intolerables, no la directora del centro", concluye.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Olvidan a un niño de tres años en un autobús escolar y el centro denuncia que "obligan a dimitir" a la directora