PREMIUM  TRIBUNALES

La madre de Asunta asegura que la última vez que vio a su hija fue junto a su casa

Rosario Porto es la primera en declarar en el juicio que trata de determinar si ellos mataron a su hija adoptiva.

Rosario Porto madre de Asunta en el juicio.
Rosario Porto madre de Asunta en el juicio.  

Asunta Basterra Porto, la niña que fue hallada muerta en una pista forestal de Teo (A Coruña) y que el fiscal cree que mataron sus padres, estaba como "dopada" un día de julio de 2013, según ha reconocido en el interrogatorio su madre, Rosario Porto.

Pero, una vez allí, la menor le pidió regresar al piso de Santiago para terminar sus deberes, según el relato de Rosario Porto, que ha argumentado que es "muy despistada" para justificar que se quedase "la compra sin hacer", por la bola para ejercicios de ballet que pensaba comprar en Decathlon, pero que no adquirió después de ir hasta el establecimiento.

Sin embargo, Porto, acusada de asesinato junto a su exmarido, lo ha atribuido a una pastilla para la alergia que no ha sabido concretar y que cree, según ha dicho, que le dio Alfonso Basterra.

Respecto al motivo por el cual la niña no acudió un día de septiembre al instituto y la madre escribió una carta al tutor excusándose en una prescripción de medicamentos que le había ocasionado vómitos a Asunta, Rosario Porto ha alegado que son "cosas que se hacen por los críos", ya que a la niña le gustaba atender a sus responsabilidades y no quería admitir, como ha asegurado este jueves la acusada, que lo que ocurría era que había tenido "unas décimas de fiebre".

Al respecto de lo ocurrido en julio, Porto ha negado que su hija se hubiese quejado de que su padre le había suministrado unos polvos blancos, y ha afirmado que era complicado que la niña tomase cualquier medicina.

Rosario Porto ha asegurado al fiscal que la última vez que vio con vida a su hija Asunta Basterra fue al lado de su vivienda en Santiago, en la confluencia de República Argentina con la plaza de Doctor Puente Castro, a donde la trasladó en coche desde la casa de Montouto, en Teo (A Coruña).

Según la versión que está manteniendo Porto ante el representante del Ministerio Fiscal, ambas, madre e hija, fueron hasta la casa de Teo para recoger ropa de verano para pasar el fin de semana en Vilanova de Arousa (Pontevedra) y también para ventilar.

Pero, una vez allí, la menor le pidió regresar al piso de Santiago para terminar sus deberes, según el relato de Rosario Porto, que ha argumentado que es "muy despistada" para justificar que se quedase "la compra sin hacer", por la bola para ejercicios de ballet que pensaba comprar en Decathlon, pero que no adquirió después de ir hasta el establecimiento.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La madre de Asunta asegura que la última vez que vio a su hija fue junto a su casa