PREMIUM  SUCESOS

Interceptan un velero a punto de hundirse por el peso que llevaba casi 10.000 kilos de hachís

El barco presentaba un "alto riesgo de hundimiento" y se encontraba en aguas internacionales junto a Cabo de Gata.

La Agencia Tributaria (AEAT) ha interceptado en la madrugada del pasado sábado un velero que navegaba en aguas internacionales frente a las costas de Cabo de Gata (Almería) con entre 9.000 y 10.000 kilos de hachís a bordo.

Así lo han indicado a Europa Press un portavoz de la AEAT, quien ha detallado que la embarcación transportaba más de 350 fardos de hachís que han sido conducidos, junto con el navío 'Mirca', hasta el muelle de poniente del puerto de Almería, donde a partir de las 12,00 horas está prevista su descarga.

En la operación, relacionada con la vigilancia y actuación antidroga en la ruta del mediterráneo oriental, también han sido detenidos varios miembros de la tripulación, que pasarán a disposición del Juzgado de Instrucción número 6 de la capital.

Según ha precisado la AEAT en una nota, los detenidos son dos hombres y una mujer de nacionalidad holandesa a quienes se les imputa un posible delito de contrabando y contra la salud pública. En el momento de ser detenidos, se encontraban a unas 50 millas náuticas al sureste del Cabo de Gata. El velero, también de bandera holandesa, había sido previamente alijado por dos embarcaciones semirrígidas.

La operacion, denominada 'Fokke', se inicio el 11 de septiembre cuando un avión de la Agencia Tributaria, en misión de vigilancia en el mar de Alborán detectó dos embarcaciones semirrígidas provenientes de Marruecos, que se aproximaban a un velero y se abarloaban a su costado, alijando bultos sospechosos.

Una vez que el buque receptor tuvo la mercancía a bordo, inició la marcha rumbo al Mediterráneo oriental. Así, Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria procedió a organizar un dispositivo aeronaval de seguimiento y detención del velero sospechoso con la participacion del patrullero 'Décimo aniversario' y el helicoptero 'Argos'. El patrullero alcanzo al velero a las 3,25 horas abordándolo con el apoyo del helicoptero.

Nada más subir a bordo, los funcionarios observaron que todos los compartimentos y huecos del velero estaban ocupados con fardos de hachís, incluyendo el salon y los camarotes, por lo que esta cantidad tan elevada de carga "exponía al velero al riesgo de hundirse ante cualquier adversidad".

Al realizarse la operación en aguas internacionales, la Fiscalía de la Audiencia Nacional ha presentado la correspondiente querella ante el Juzgado de Instrucción numero 5 de la Audiencia Nacional, en donde se tramitan las correspondientes diligencias.

El registro del velero se ha realizado con la presencia del secretario del juzgado en funciones de guardia de Almería, habiéndose recabado previamente la autorización de las autoridades del país de abanderamiento.

125 TONELADAS DE DROGA EN 14 OPERACIONES

Con esta operación son ya 14 desde el mes de mayo de 2013, las aprehensiones de grandes cantidades de hachís realizadas por la Agencia Tributaria en la 'Ruta del Mediterráneo Oriental', con un balance de más de 125 toneladas de droga incautadas.

Esta nueva operación ratifica la importancia de esta nueva ruta abierta para el tráfico de hachís. En el último ano y medio, por parte de Italia, Francia y España se ha procedido a la aprehensión de los buques 'Adam', 'Gold Star', 'Luna-S', 'Moon Light', 'Avenir de Safi II', un pesquero egipcio sin nombre, el 'Berk Kaptan', 'Al Amir Khaled', 'Abou de Sherief', 'La Misericordia de Dios', 'Mayak', 'Assel', 'Aberdeen', 'Just Noran', 'Zakmar', 'Eiskos', 'Rinad' y 'Santa Rita Terzia', 'Mehtap' y 'Santa Trela'; operaciones, de la cuales 14 han sido desarrolladas por Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria.

Todas estas embarcaciones portaban cantidades que llegaban hasta las 30 toneladas de hachís. Con la finalidad de controlar esta nueva tendencia, el Departamento de Aduanas de la AEAT ha establecido una vigilancia sobre la zona en base al análisis de objetivos con un patrón semejante, fruto de la cual ha sido posible esta última aprehensión.

Los investigadores sospechan que la ruta del Mediterraneo Oriental estaría siendo empleada por organizaciones situadas en países del norte de África, que transportarían importantes cantidades de hachís en barcos de tipo mercante o pesquero, y que serían almacenadas en estos países. Posteriormente, la droga se redistribuiría hacia Europa en estas embarcaciones, sin descartar que, en algunos casos, pudieran ser utilizadas como buques nodriza para transbordar el hachís a otras embarcaciones menores, que las introducirían directamente en las costas españolas, francesas o italianas.

Las organizaciones de narcotraficantes se adaptan rapidamente a los nuevos escenarios, siendo muy ágiles para asumir cualquier cambio de estrategia. El control de esta ruta del Mediterráneo Oriental, y de este tipo de embarcaciones, es "complejo", al tratarse de buques comerciales que suelen efectuar transportes legales y, a su salida, con una breve parada técnica, reciben importantes cantidades de hachís para su traslado a los países más orientales del Mediterráneo, desde donde se almacenaría la droga para su posterior traslado a Europa.
 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Interceptan un velero a punto de hundirse por el peso que llevaba casi 10.000 kilos de hachís