SUCESOS

Una operación internacional permite arrestar al peligroso violador fugado de una cárcel de Cantabria

Guillermo Fernández Bueno ha sido localizado y arrestado en una operación conjunta desarrollada por la Policía Nacional y las fuerzas de seguridad de Senegal.

El mensaje de búsqueda de la Policía Nacional para encontrar al violador y asesino Guillermo Fernández Bueno fugado de una cárcel de Cantabria. POLICÍA NACIONAL
El mensaje de búsqueda de la Policía Nacional para encontrar al violador y asesino Guillermo Fernández Bueno fugado de una cárcel de Cantabria. POLICÍA NACIONAL  

El asesino y violador fugado de una cárcel de Cantabria ha sido arrestado después de una intensa semana de búsqueda por parte de la Policía Nacional a través de una campaña que había alertado además a la ciudadanía en busca de colaboración para dar con el peligroso criminal.

Según ha adelantado el diario ABC, Guillermo Fernández Bueno, ha sido detenido por la Policía Nacional en Senegal, donde al parecer se encontraba junto a su pareja, una voluntaria a la que conoció en prisión hace años.

El asesino y violador que se escapó durante un permiso de la cárcel de El Dueso (Cantabria) había sido capturado en el país africano en una operación conjunta de la Policía Nacional y la de Senegal.

Al parecer, se ha detectado su entrada en el país por un lugar no autorizado desde Mauritania. Las primeras investigaciones apuntaban a que había sido visto en Marruecos con su pareja y desde allí habría pasado a Mauritania.

La detención ha tenido lugar en la frontera entre Senegal y Gambia y la Policía ha confirmado a través de un examen de huellas dactilares la identidad de este hombre, de 41 años y natural de Santander. El arrestado, cuyo último domicilio conocido figuraba en Tenerife, portaba un pasaporte falso y trataba de cruzar la frontera entre ambos países en el momento de la detención.

Los Cuerpos de Seguridad habían desplegado un dispositivo para tratar de encontrar a este preso, santanderino condenado a 26 años y seis meses de prisión por violar y asesinar en una cafetería de Vitoria a una empleada de la limpieza el 14 de diciembre de 2000.

La sentencia de la Audiencia alavesa que le condenó por asesinato y violación señalaba que actuó con una "violencia inusitada", que la víctima asesinada murió asfixiada y que la violó. Además, indicaba que cuando ya había fallecido, el condenado le cortó el cuello.

Fernández Bueno ya cumplía una condena de nueve años de cárcel por otra agresión sexual cometida un mes antes. El preso ya había cumplido 17 años y medio de cárcel y acababa su condena en 2026.

Además, no era el primer permiso que se le concedía, aunque los anteriores los había obtenido a través de recursos que finalmente habían sido admitidos por el juez de vigilancia penitenciaria.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Una operación internacional permite arrestar al peligroso violador fugado de una cárcel de Cantabria