• lunes, 29 de noviembre de 2021
  • Actualizado 01:14

 

 
 

SALUD

La pequeña hostelería navarra denuncia que este verano hay "mas restricciones"

ANAPEH, pese a la rebaja de medidas anunciadas, critica que los aforos y distancias "no posibilitan" el lleno de los Sanfermines o las fiestas patronales.

Grupos de personas almuerzan el 6 de Julio de los no sanfermines de 2020. MIGUEL OSÉS
Imagen de archivo de grupos de personas almuerzan el 6 de Julio de los no sanfermines de 2020. MIGUEL OSÉS

La Asociación Navarra de Pequeña Empresa de Hostelería (ANAPHE) afirma que la hostelería navarra se enfrenta a un verano "más complicado" que el del año pasado porque "son mas las restricciones" y los aforos y distancias "no posibilitan" el lleno de los Sanfermines o las fiestas patronales.

En este sentido ANAPHE precisa que "completo no es lo mismo que lleno" y subraya que en verano del 2020 el aforo en el interior de la hostelería era del 75%, las barras estaban abiertas y los grupos permitidos eran de hasta 25 personas, y en 2021 el aforo es del 60%, sin consumo de pie en barra, con grupos de 6 personas en interiores y 10 en terraza, y el cierre a la una de la madrugada.

"La situación, por lo tanto, sigue siendo precaria para los y las hosteleras, más aún cuando se suma un año más sin San Fermín en Pamplona y sin fiestas en los pueblos, lo que hubiera podido ser un salvavidas para el sector", dice en un comunicado.

Valora en todo caso la reducción de la distancia entre mesas, que pasa de 2 metros a 1,5 metros, la ampliación de horarios hasta las 2:00 h. de bares especiales y café espectáculo y la apertura de las discotecas hasta la 4:00 de la madrugada y un aforo del 50% y sin pista de baile.

Por todo ello, aún asumiendo las circunstancias, reivindica "el derecho a trabajar del sector sin estar en el punto de mira" porque "la hostelería quiere trabajar, cumpliendo normas y restricciones, pero quiere trabajar".

Muestra por ello su preocupación ante "un rumor que se extiende y dice que los bares y restaurantes van a estar llenos en las fiestas de ciudades y pueblos, lo que nos lleva a imágenes de aglomeraciones" cuando puede que haya ese “completo” pero "lleno desde luego no" y será "cumpliendo con las normas".

Un rumor, subraya, que "sigue la línea de la criminalización de la hostelería, cuando lo único que quieren bares y restaurantes es servir almuerzos, comidas o cenas en sus empresas, cumplir con su trabajo y con la normativa que rija en cada momento. Ni más ni menos".

Por todo ello auguran que "este va a ser un verano difícil si las normas no cambian. Y lo va a ser también con respecto al turismo" que vuelve pero "en un número muy reducido como para hablar de una recuperación" y más en el ámbito rural que en el urbano, concluye ANAPHE.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La pequeña hostelería navarra denuncia que este verano hay "mas restricciones"