• jueves, 18 de agosto de 2022
  • Actualizado 19:02

Opinión

A lo largo de los partidos que vaya jugando Osasuna, daré una opinión de lo que me ha parecido el encuentro, sin meterme en datos, que terminan siendo farragosos, sino en lo que he percibido viendo cómodamente las idas y venidas de unos y otros, aportando aspectos tácticos y estratégicos que puedan ser entendidos por cualquier aficionado.
Hace un montón que no hablamos de rugby, creo que ya toca. En estas fechas en las que volvemos a convivir con el miedo es bueno recordar que la vida a veces es pick and go, agarrar la oportunidad y seguir adelante.
Ayer fondeé mi submarino Foralico en Huarte, junto al Hotel Iriguibel ya que los domingos que mis obligaciones me lo permiten, me gusta cafetear con los diferentes grupos que quedan bien en la gasolinera bien en el Panadero de Eugui para hacer sus rutas. 
Sí, ese que para volver a casa no tuvo mejor idea que ir dejando migas de pan para poder volver luego al lugar del que había salido, iluso.
Estas cosas sabemos cómo empiezan, unos señalan, muchos, todos... sube la espuma, continúan las amenazas, muchas, todas... y a ver si alguno se anima a traspasar la línea del acoso por algo mucho más grave.
Enrique Maya ha evitado cualquier reactivación de las fiestas en estos dos años mientras otras ciudades, como Tudela y Tafalla, organizaban festejos o encierros sin problema. 
Cada tiempo tiene sus costumbres y sus conceptos, y también su evolución. Si en el siglo XVIII surgió el despotismo ilustrado, en este XXI maltrecho lo que prima es la militancia ilustrada.

Siempre me han gustado las luciérnagas, me fascinaba verlas de pequeño, cómo se encendían y volaban buscando otra luz, ¿las recuerdan?

Navarra se encuentra en una encrucijada absolutamente vital. El pacto presupuestario del PSN con Bildu va mucho mas allá de un mero trámite para superar la presente legislatura. 

¿Hace cuánto que la izquierda ya solo se dedica a las sandeces?, me dije antes de seguir leyendo, asqueado de tanta soplapollez, nunca mejor traído el término.
Leía una historia el otro día de bombas que cayeron en la Segunda Guerra Mundial y que no llegaron a explotar, quedándose clavadas en el suelo como recuerdo de lo que pudo haber pasado y no pasó.
Hoy todo está donde ya no está. Hoy hace como mínimo 20 años de todo lo que ya no está. Hace 20 años que tengo 20 años que cantaba Serrat. ¿Cuándo dejamos de hacer cosas por primera vez? Hace (más) 20 años que somos nostalgia.
No las hay, no existe un botón rojo que al pulsar construya una ciudad, un proyecto o una nueva realidad social, la construcción siempre es progresiva y unitaria, pero la destrucción, ay, esa sí que es inmediata.
Han pasado tantas cosas en este año, se ha llenado de tantas frases de canciones que no sabría como ponerte al día.
Costó desatascar el partido. El Chimy lo consiguió. Después, cuando todo parecía controlado, una pérdida de balón terminó en una expulsión, y una salida del tiesto el empate ‘in extremis’ del Granada.
Nos ciega la necesidad del resultado inmediato, en cualquier ámbito, y si lo conseguimos, en lugar de disfrutar nos lanzamos a por otro, sin tiempo de celebrar y reconocer.
Están los días que sí, en los que tienes la seguridad y las ganas; los días que no, en los que cuesta seguir y tienes miedo, y los días Dragon Khan, que son esos que te zarandean y no tienes ni idea de dónde te pega el aire. Hablemos de esos. Y de sus canciones, ¿qué les parece?

Noventa minutos de trabajo, insistencia, presión ambiental, de madurar con fe un partido táctico, trabado, poco vistoso. La explosión final llegó en la prolongación. Dinamitó el estadio y la Liga sintió la onda expansiva.

 Si hay que elegir entre asumir los riesgos de las libertades, o restringirlas para garantizar tranquilidad, prefiero el primer equipo. Pero claro, exige mucho más esfuerzo.
Se quiere a pesar de lo que pueda pasar, a pesar de que mi plan no se cumpla, a pesar de que me duela, de que me pueda quedar solo...
El éxito tiene muchos ingredientes, y cada cual tiene su propia receta, claro, como la de la tortilla de patatas; pero hay dos que parecen claros: la decisión , entendida como determinación, y los recursos, entendidos como la capacidad para afrontar un reto. Se lo cuento con una historia de aparcamiento en doble fila, ¿pasan y leen?
Vaya verano este, ¿que no? No nos ha dado tiempo para hacernos expertos en un tema, que ya teníamos que ser expertos en opinar de la siguiente. Experto en todo y militantes en nada, y en la vida, queridas y queridos, se milita. Pasar de largo es poco noble y, además, no soluciona nada. ¿Pasan y leen?, arrancamos temporada, la quinta. Bonito número.
Inauguramos nueva reforma educativa socialista, que en el fondo es la de siempre, bajar el nivel para que todos se acaben pareciendo a los políticos que nos gobiernan.

Cuesta encontrar el camino del gol, pero con once corners, una posesión del 73 por ciento, el árbitro regala un penalti desvergonzado, y Sergio Herrera solo pudo intervenir, por decir algo, en el primer gol gaditano, la victoria resultaba obligada

Los rojillos dieron un repaso futbolístico al Celta en todos los órdenes del juego, pero se estrelló una y otra vez ante la portería del argentino Dituro, que detuvo todo, hasta un penalti.
Para qué anhelar ser un C. Tangana luciendo yate con pibas si puedes ser un Rolling Stones luciendo nietas con carrera y transgredir las prohibiciones, aunque solo sean las médicas.