• martes, 22 de junio de 2021
  • Actualizado 13:31

 

 
 

Blog / La Claqueta

Winter is coming, otra vez

Por Santi Irurtia 27 abril, 2016 - 11:46

Recibimos la 6ª temporada de Juego de Tronos tras la peor temporada hasta la fecha, que fue la quinta.

Imagen de Juego de Tronos
Imagen de Juego de Tronos

Tras una espera de menos de un año recibimos la  6º temporada Juego de Tronos. La última, pese a tener tres grandes capítulos, (especialmente 5x08 con una batalla a la altura de El Señor de los Anillos), resultó ser la peor hasta la fecha. Por supuesto el hype provocado por las importantes muertes de la temporada hace que esto sea incomprensible para los leales fans.

Todos los primeros capítulos de cada temporada suelen resultar decepcionantes, por las expectativas tras a la larga espera. Y este capítulo lo es más porque resulta muy intrascendente. Especialmente tras la última escena anterior, la muerte de Jon Snow. Realmente fue la muerte del protagonista más importante desde Eddard Stark. Al igual que Daenerys el personaje de Jon sufrió una evolución tan grande que realmente parecía ser capaz de llegar hasta el final de la serie.

Como primer capítulo hace su trabajo, nos presenta a sus personajes donde los dejamos, no olvidemos que en los primeros capítulos podemos ver las claves de las tramas que se darán durante la temporada aunque son irreconocibles en un primer visionado. Por eso pese a ser un capítulo flojo quizás nos estén contando más de lo que creemos. Por ejemplo la quinta comenzó con la profecía de Cercei sobre la muerte de sus hijos y acaba con la segunda muerte de un hijo suyo. Por eso hay que prestar atención a “The Red Woman”.

Comenzamos con el análisis. El capítulo comienza con  un plano aéreo devolviéndonos al cuerpo sin vida de Jon, muy emocionante ese regreso al trágico momento.                                 

Más tarde descubrimos que Theon y Sansa no están muertos tras ese salto de las murallas, donde minutos antes asesinaron a la novia de Ramsay, tirandose la misma altura. Finalmente tras 20 capítulos Brienne Quijote de Tarth consigue encontrar a Sansa Stark (recordemos que partió con esta misión en el inicio de la cuarta) y la verdad, su viaje juntos está totalmente en el aire, no pueden ir al muro, vienen de Invernalia, Desembarco del rey…

Otro momento esperado era ver a Cercei ser consciente de cómo la profecía finalmente se está  cumpliendo. La verdad, este personaje necesita alguna victoria porque lo que lleva afrontando durante toda la serie está casi dejando de ser verosímil (asesinato de Robbert, secuestro de Jaime, muerte de Geoffrey -supuestamente por su hermano-, muerte de su padre -esta sí por su hermano-, la humillación pública tras su desnudo y la muerte de su hija. Agradecemos la elipsis en la que se nos ahorra el llanto de Cercei al conocer la noticia de la muerte de su hija.

Pasamos a las tierras calurosas; los Martell continúan como acabaron, quieren enfrentarse a los Lannister porque para ellos la familia lo es todo y si para vengar a sus familiares muertos hay que matar a más familiares propios pues se mata. Tyrion y Varys por su parte muestran el que será su arco durante la temporada, poner en práctica sus ideas sobre la sociedad en la ciudad de Meeren (P.Iglesias estará tomando notas).

Volvemos a ver a Daenerys (en tierras navarras) como siempre nos ha gustado, en una posición vulnerable, sin sus dragones, en la que su belleza juega más en su contra que a su favor, como la vimos en la primera y segunda temporada. Por otro lado parece que los superhéroes también han llegado a HBO, seguro que los fans de los comics han visto en la ceguera de Arya una posible Dardevil.

Finalmente tras estos eventos tan intranscendentes llegamos al punto en el que los guionistas nunca fallan, el final con un buen cliffhanger y la verdad es que quita el aliento y revela el significado del título.

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Winter is coming, otra vez