martín

¿Y ahora qué, Martín?

¿Y ahora qué, Martín?

Resulta difícil saber a qué jugó Osasuna en la primera parte. Al menos en la segunda hizo un derroche de corazón que trajo consigo el gol. Lo malo es que en ambas mitades Nauzet regaló el partido al Betis.

Pero Martín seguirá feliz

Osasuna titubea, esconde su personalidad y naufraga. Resulta difícil saber a qué quiso jugar en Villarreal, donde pudo salir escaldado si el equipo local no se da por satisfecho con sus tres goles.