• sábado, 16 de octubre de 2021
  • Actualizado 23:32

 

 
 

Opinión / Ha trabajado en los principales medios de comunicación del país, desde Cadena SER o Cadena Cope, así como Telecinco, Canal Sur o Agencia OTR/Europa Press entre otros.

Las intenciones de Sánchez

Por Julia Navarro 20 julio, 2016 - 10:04

Como tantos ciudadanos estoy sumida en la perplejidad porque a estas alturas aún no sabemos cuales son las verdaderas intenciones de Pedro Sánchez.

El líder socialista no termina de definir si aún aspira a intentar formar gobierno en caso de que Mariano Rajoy no obtenga apoyo suficiente. Pura estrategia afirman sus incondicionales olvidándose que tanto jugar al despiste termina erosionando no sólo la imagen de Pedro Sánchez sino la del PSOE.

Hasta ahora Pedro Sánchez esta demostrando falta de cintura política para hacer eso, política. Y es que hacer política significa saber negociar, ser capaz de llegar a acuerdos con los adversarios y sobre todo no basar su acción política en boicotear la posibilidad de que gobiernen otros.

No puedo dejar de pensar que habría sido de nuestro país si algunos de los líderes actuales, léase Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, Alberto Garzón y Mariano Rajoy, hubiesen tenido la responsabilidad de pilotar la Transición. No me cabe duda de que ésta hubiera sido un fracaso.
Hasta ahora el único político que intenta hacer política con mayor o menor acierto es Albert Rivera.

Pero vuelvo a Pedro Sánchez, a su permanente ambigüedad e indefinición. Si Sánchez aún acaricia la posibilidad de ser Presidente solo puede lograrlo con Podemos lo que provocaría una convulsión en el PSOE. Lo cierto es que el líder socialista no deja de escuchar los "cantos de sirena" de algunos de sus compañeros de filas que la instan a esa opción.

Es evidente que el PSOE acierta negándose a esa gran coalición que defiende el PP y que además es lógico que vote "no" a la investidura de Rajoy en la primera votación.

Pero resultará incomprensible que en segunda votación, si fuera necesario, negara su abstención porque eso podría dar lugar a terceras elecciones, salvo que quiera volver a intentar ser presidente esta vez del brazo de Pablo Iglesias.

Abstenerse no significa nada más que eso, abstenerse. El PSOE puede ser muy útil a nuestro país desde la oposición si es que en esta etapa y con estos dirigentes sabe hacer oposición.

En fin, no falta mucho para que conozcamos las verdaderas intenciones de Sánchez pero los ciudadanos y no digamos los votantes socialistas tienen derecho a saber qué piensan hacer con su voto aquellos a los que ha votado.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las intenciones de Sánchez