• lunes, 30 de enero de 2023
  • Actualizado 11:45

Opinión / A mí no me líe

El unikornio aberchándal de la mano de Irulegui

Por Javier Ancín 16 noviembre, 2022 - 10:06

Dios mío, tenemos turra. Los aberchándales dicen que han encontrado su unikornio... una vez más.

Mano de bronce hallada en el yacimiento arqueológico del poblado situado en la cima del monte Irulegui. EFE/Iñaki Porto

Yo, que empecé estudiando Historia muy ilusionado, me fui apartando de ella por cosas como esta: las interpretaciones con la base principal de la especulación, así como categóricas, de hallazgos que son utilizados ipso facto para fines políticos actuales.

Es cíclico. Una ideología que basa su legitimidad política en la historia, pues periódicamente tiene hallazgos revolucionarios para usarlos como munición contra su adversario político presente. Luego también pasa lo que pasa, que como intentan encajar la mayor parte de las veces a martillazos una idea previa en la realidad, se presta mucho el tema al fraude, como las pinturas rupestres hechas con estropajo de las cuevas de Zubialde o los jeroglíficos egipcios de Iruña-Veleia.

Dicen que han descubierto una mano metálica con una inscripción en caracteres íberos, cinco palabras, y que la primera es una lengua eusquérica anterior al eusquera fetén -sea lo que sea eso, que con una palabra se cargan hasta su propia cronología y consenso académico, ojo, no el de los historiadores fachas- porque una vez trasladada al alfabeto latino, les parece que es similar a otra del eusquera de hoy.

La realidad es que no saben ni lo que han encontrado... o sí, una chapa metálica con caracteres íberos, pero como eso viste poco, no vas a ningún lado revolucionario, hay que interpretarlo, que es ahí donde empieza el peliculón con varias ramificaciones, unas académico científicas y otras populacheras ideológicas.

De la evolución del primer debate, que es lo interesante, no sabremos nada porque es tedioso, laborioso y nunca habrá unas conclusiones definitivas solo con esta pieza, sin más fuentes. En cualquier caso, montar todo este jolgorio solo con una palabra, exclusivamente una, es cuando menos, sorprendente. Las palabras son caprichosas en cuanto a su forma. Sin ir más lejos al lado de Pamplona tenemos un pueblo que se llama Ibero y otro que se llama Iliberri, con tantas reminiscencias euquéricas, está en Granada. ¿Significa eso que en Navarra somos más de íberos y en Andalucía más de vascones?

¿Pero en realidad qué han encontrado? Una chapa metálica con cinco flecos en la que hay una inscripción de cinco palabras en caracteres íberos. Todo lo demás... ciencia ficción. Y política presente, mucha política presente, que aquí no hay debate histórico, académico, aquí lo que hay es doctrina y fe, ideología en vena.

Ya han sacado por las redes a los boronos aberchándales a hostigar a los que exponen sus reservas y quieren iniciar un debate intelectual barra científico, boronos que su única aproximación a temas históricos es el cómic de Asterix, que creen basado en ellos mismos. Mal asunto. Bueno, el de siempre. Aquí no hay que ver... hay que creer y punto.

Si todo esto es verdad, claro, que la chapa por lo que dicen ellos viajó hasta Suecia para un análisis y no dejaron constancia los suecos de las inscripciones, que solo a la vuelta, anda, se dieron cuenta de ellas. Vaya, ya estamos con las cosas raras. Dando por buena esa explicación que nos dan que no quieren que nadie estudie, solo crea, no deja de ser fascinante, que la primera palabra escrita en eusquera sea una que es de origen latino, zorionak, y esté escrita en signario, se pongan como se pongan, íbero.

Los aberchándales cuanto más se intentan distanciar del universo íbero -lo asocian a ser españoles-, buscando los detalles que los diferencian, más se acercan a él a zancadas largas. Cuanto más se intentan desmarcar de la romanización -lo asocian a ser impuros porque ellos persiguen la pureza de su tinglado-, más constancia se encuentra de que fue similar a la del resto de la península.

Es decir, este hallazgo con más sensacionalismo arqueológico que con chicha académica, que te lo quieren lanzar como el unikornio definitivo, el hecho irrefutable que haga cambiar las políticas educativas y lingüísticas en Navarra del presente a su favor ideológico, claro, que de esto va la vaina, les podría servir igual para dejar de ser nacionalistas vascos y pasar a ser nacionalistas españoles. A ver cómo evoluciona el asunto... iremos viendo. Y eso es todo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El unikornio aberchándal de la mano de Irulegui