Opinión / A mí no me líe

Victoria de ETA con gol del PSOE

Por Javier Ancín 12 agosto, 2020 - 10:17

El socialismo no tiene memoria con sus muertos presentes causados y justificados por sus socios pero nos exige al resto que la tengamos, incluso haciéndonos responsables de ellas, con los de hace tres generaciones.

Fotografía del homenaje a los cuatro terroristas muertos mientras transportaban explosivos en Bilbao en el año 2000 que los socios de Chivite han distribuido durante estos días en su recuerdo y homenaje. ARCHIVO
Fotografía del homenaje a los cuatro terroristas muertos mientras transportaban explosivos en Bilbao en el año 2000 que los socios de Chivite han distribuido durante estos días en su recuerdo y homenaje. ARCHIVO

Anda el partido de la eta las últimas semanas más suelto que un rabo de lagartija, a pasamontañas quitado. Como aquí ya vale todo porque un escándalo tapa otro, el partido de la eta se ha puesto a despojarles de razón a toda esa mi izquierdita buena que lleva años intentándonos convencer de que el partido de la eta no es el partido de la eta.

El perfil en Twitter de Bildu mandando abrazos y besitos al sanguinario asesino Josu Ternera, para empezar.

Para seguir, Otegi mostrándose orgulloso de su historia de sangre y muerte, de lo que hicieron porque lo tenían que hacer para construir un escenario mejor para este país, dijo, y que habían pagado un precio muy alto, es decir, cargarse al adversario no fuera que ganara las elecciones, como Ordóñez, por ejemplo, o Buesa, para desbrozar el camino por el que hoy transita el nacionalismo como si fuera una autopista, sin oposición.

Y para terminar, también en Twitter, un etarrilla que fue número dos del partido de la eta por Navarra en las elecciones al Congreso de los Diputados del 2019 y de apellido catalán -el nacionalismo, y más uno etnicista como es el vasco, sigo diciéndolo que lo explica mejor Freud que la politología-, acordándose con un cursi hasta el empalague “siempre en nuestros corazones”, de cuatro listos que su mayor mérito en la vida fue ser candidatos de honor al premio Darwin año 2000, es decir, llevar una bomba en un coche para asesinar a algún inocente, pillar un bache o tocar el cable que no debían y suicidarse en el bilbaíno barrio de Bolueta, también conocido desde entonces según me cuentan mis amigos bilbaínos como barrio de VoloEta.

El cursi etarrilla, por cierto, participó en un libro de Pablo Iglesias: Ganar o Morir. Lecciones políticas de Juego de Tronos. Dios los cría y bueno, ya sabéis, la pulsión de la destrucción -a Iglesias le pone cachondo todo lo que sea demoler-, une mucho. Por no hablar de las simpatías históricas por el aberchandalismo más cazurro y bestia del vicechepas, que esa es otra historia.

Pasan tantas cosas que en realidad no pasa nada... no hay capacidad de asimilación. Sánchez vive de eso, de que no eres capaz de acordarte de lo que hizo o dijo hace dos semanas y por lo que se ve unos cuantos se han subido al mismo carro. Txibite incluida, que después de todos estos episodios, no tiene mejor cosa que hacer que decirnos públicamente que el partido de la eta va a seguir siendo su socio en el gobierno de Navarra y que nos vayamos acostumbrando, fachitas, y poco más o menos que a ver si un grupo que apoya a asesinos de niños no puede hacer política como cualquier persona normal que no hubiera asesinado nunca.

Un viaje de sangre y muerte de 50 años para terminar siendo interlocutor válido y socio preferente del PSOE de Sánchez, Txibite y demás sociolistos, eso ha sido la eta.

El socialismo no tiene memoria con sus muertos presentes causados y justificados por sus socios pero nos exige al resto que la tengamos, incluso haciéndonos responsables de ellas, con los de hace tres generaciones. Es todo tan demencial... o no, que necesitan los votos del partido de la eta para seguir mamando poder y sueldito. Ah, el sueldito.

¿Si mañana sale un grupo terrorista que utiliza las violaciones cono arma política el Psoe también acabaría pactando con ellos si eso fuera necesario para no perder el sillón? Pues...

En cualquier caso, hoy, ahora, la realidad es que el partido de la eta ha ganado la final con gol del Psoe y se ha ido a celebrarlo a la grada donde están las víctimas de sus asesinatos. Y a ninguno de sus votantes parece importarles nada. Y eso es todo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Victoria de ETA con gol del PSOE