Opinión / A mí no me líe

El culo aberchandal

Por Javier Ancín 29 julio, 2020 - 9:25

Todos eran unos culos de mierda, amorfos, alguno con granos de esos rojos, reventones de infección, como la euskakalerría por la que lo enseñan.

Varios abertzales muestran su culo en la Plaza del Castillo con motivo de la visita del Rey Felipe VI a Navarra. TWITTER
Varios abertzales muestran su culo en la Plaza del Castillo con motivo de la visita del Rey Felipe VI a Navarra. TWITTER

No puedes confiarte en esta sociedad del eterno festival del humor, cuando creías que lo habías visto todo, el aberchandal se supera y nos llena las redes sociales de fotos de 10 tolais habiendo el subnormal enseñándonos el culo. Son un circo con k de tres pistas, un continuo renovar la mítica película Freaks, la parada de los monstruos. "Eso es el espectáculo", nunca mejor traído, que gritaba de Niro, interpretando al boxeador Jake LaMotta en el peliculón de Scorsese "Toro salvaje". El puto espectáculo.

Uy, uy, uy... qué malotes, enseñando el culo, pensé, pero la decepción no tardó en llegar, al primer sorbo del café del desayuno, analizando, nunca mejor dicho, la gilipolluá, que decía Tip y Coll, de la foto.

No había un solo culo de esos de quitarse el sombrero -aunque fuera una txapela- o de bandera -aunque fuera de ikurriña-. Todos eran unos culos de mierda, amorfos, alguno con granos de esos rojos, reventones de infección, como la euskakalerría por la que lo enseñan. Unos culos tan poco apetecibles, tan poco sugerentes como su Euskadistán soñada. Unos culos planos de carpeta, unos culos sin ningún relieve, irrelevantes, con una línea prieta, una raja absurda, la muga, que oculta seguro una almorrana del tamaño, yo qué sé, de dos o tres alsasuas, por decir algo diferente que entendamos todos y no medirlo siempre en campos de fútbol, que ya huele.

Unos culos tan infames que no sirven ni para pasar el rato. Van de transgresores pero si te fijas bien, intentan enseñar poco culo además, comidos por la vergüenza.

Bájate ese pantalón hasta las rodillas, hostia, y ábrete esas nalgas bien, que se vea, copón. No os quedéis a medias, atontados, que dejando ver la vergüenza que os da el acto de bajaros el pantalón solo producís una mezcla perfecta de pena y risa. Sois mojigatos hasta para protestar enseñando el ojal, joder, ni algo tan sencillo como mostrar el culo a la platea lo sabéis hacer bien. Inútiles.

Me veo la jugada. Alguno de estos mamarrachos aberchándales habrá visto últimamente Braveheart y le dio por emularlo, pensando que eran ellos, cuatro estúpidos con bermudas a mitad de una aburrida mañana en la plaza del Castillo, los que estaban antes de la batalla de Falkirk y no los escoceses que se suben el kilt, fieros, como dios manda, a todo trapo, palmeando cachete, enseñando el culo a las tropas inglesesas de Eduardo I.

Se va a enterar Felipe VI... y cuando fueron a ejecutar la ekkintza, con doble ka, kaka, se quedaron en un absurdo amago, en el puto meme que todo el mundo ha visto. En fin, puro patetismo, de los de ponerte al verlo la mano en la cara porque no quieres seguir mirando cómo se puede hacer el ridículo en verano, o verculo, de semejantes maneras.

Llegaron, se pusieron donde el quiosco y seguro que la conversación fue algo tal que así. ¿Bueno, qué, empezamos? No sé, empieza tú. Mejor enséñalo tú el primero... o tú. ¿Ya será buena idea? Desde luego, ya lo hemos hablado, el rey español va a temblar ante nuestros culos. No sé, no lo veo claro... Ya estamos aquí, no podemos echarnos atrás, somos vascos, joder, y está la ETB grabando. Ya bueno, venga, dale, se van a descojonar de nosotros hasta en Euskadiz, o sobre todo allí. Nos van a sacar una chirigota el año que viene. Hala, hagamos de esto algo breve, foto rápida y a tapar como el rayo. Todo sea por euskakadistán. Qué pereza me está entrando, cojones. Y a mí...

No vendrá aquí el pollavieja de Otegi o Pernando Barrena a hacer el subnormal, no. Siempre tenemos que poner el culo por la patria los mismos pringados. O el tontolaba ese de Matute García de Jalón, que con esos apellidos riojanos ya se podría currar un poco más lo de ser vasco, que para vivir como Dios en Madrid servimos todos.

¿Has sacado la foto? ¿Que no ha salido muy convincente? Mira, que se vuelva a bajar el gayumbo tu padre, yo me piro. Vámonos de aquí, que bastante botxorno, con te equis, ya me habéis hecho pasar enseñando el culo en mitad de Irroña, mamones. Si nos detienen, en la herriko pondrán en vez de la foto de nuestras caras, la de nuestros culos, verás. Y las próximas huchas para recaudar dinero para los presos ya sabéis qué formas van a tener, exacto, las de nuestros panderos. Me parece que la hemos cagado pero bien, de esta la monarquía no cae, ni nos independizamos. Mierda. Y eso es todo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El culo aberchandal